El alcalde Santisteve, en la Plaza del Pilar el día de su toma de posesión
El alcalde Santisteve, en la Plaza del Pilar el día de su toma de posesión - Fabián Simón
Tribunales

La Justicia frena la intentona de Podemos de usurpar una catedral en Zaragoza

Una juez tumba las pretensiones del alcalde Santisteve por graves defectos tanto de forma como de fondo

ZaragozaActualizado:

La intentona emprendida por el gobierno zaragozano de ZEC (Podemos-IU) para usurpar a la Iglesia la propiedad tanto de la Catedral de El Salvador (La Seo) como del histórico templo de La Magdalena se ha topado con la Justicia. Ésta ha frenado la andanada lanzada por el Ayuntamiento, que en marzo decidió emprender acciones legales en esa dirección. Una juez ha tumbado esas pretensiones, por graves defectos tanto de forma como de fondo en el acuerdo adoptado por el gobierno municipal de Zaragoza.

En consecuencia, ha suspendido ese acuerdo municipal que ordenaba litigar contra el Arzobispado de Zaragoza. La juez atiende así el recurso presentado en ese sentido por el propio Arzobispado.

El auto subraya los defectos de forma y de fondo de la decisión dictada por el gobierno que encabeza el alcalde Pedro Santisteve, abogado de profesión: no aporta un informe previo esencial, dictado por órgano jurídico competente del Ayuntamiento, en el que se avale la procedencia de ese pretendido litigio.

Lo único que aporta es un informe cuya validez ha sido tumbada ahora por la Justicia por contravenir preceptos legales de obligado cumplimiento. Así, destaca que «no contiene este informe un solo razonamiento explícito sobre la viabilidad de la acción y sobre la procedencia o no de adoptar el acuerdo de interposición de acciones judiciales de la perspectiva técnico jurídica». Además -continúa el auto- «tampoco consta el más mínimo indicio relativo a los posibles derechos que pudiera ostentar el Ayuntamiento de Zaragoza sobre los referidos templos, a los efectos de plantear las acciones mencionadas en el acuerdo» por el que el equipo de Santisteve ordenaba litigar contra el Arzobispado por la propiedad de esos dos emblemáticos templos.

Por ello, la juez determina que el gobierno municipal no ha cumplido los requisitos que el ordenamiento jurídico exige para evitar que «un órgano administrativo inicie un pleito irreflexivamente o sin conocimiento de lo que son sus derechos, el modo de ejercitarlos y las razonables posibilidades de obtener una respuesta favorable».

Este auto que ha dictado el juzgado contencioso-administrativo número 5 de Zaragoza obliga al gobierno de Santisteve a retrotraer las acciones emprendidas para intentar despojar a la Iglesia de la titularidad de La Seo y del templo de La Magdalena. Es decir, ahora este gobierno municipal de la órbita de Podemos tiene dos opciones: o empezar de nuevo el procedimiento, contando con un informe jurídico dictado y fundamentado por órganos técnicos habilitados del Ayuntamiento; o desistir en su intentona.

De volver a la carga, tampoco está claro que consiga algún efecto. El Gobierno aragonés -al que Santisteve reclama que le ayude- ya dejó claro hace días, por boca de su presidente, el socialista Javier Lambán, que no está por la labor de embarcarse en pleitos de este tipo para discutir la propiedad de bienes eclesiásticos. Y el Arzobispado también ha advertido que las pretensiones de Santisteve no se sustentan, porque pretende discutir la titularidad eclesiástica de esos templos sin tener argumento alguno que avale que la Administración pública tenga derecho a ser la propietaria de esos inmuebles.