La Reina, hoy, junto a varias niñas en República Dominicana
La Reina, hoy, junto a varias niñas en República Dominicana - Casa Real

La Reina escuchó el drama de los embarazos en adolescentes de República Dominicana

Unas chicas hicieron un regalo a Doña Letizia con motivo del aniversario de su boda

ENVIADA ESPECIAL A SANTO DOMINGOActualizado:

La Reina terminó su viaje aRepública Dominicana con un encuentro con adolescentes organizado por Plan International; ONG dedicada a reducir los embarazos precoces, los matrimonios tempranos y la violencia de género.

La reunión se celebró a puerta cerrada, sin presencia de la prensa y, según informó un portavoz de La Zarzuela, las chicas llevaban camisetas con el siguiente mensaje: «Ninguna niña embarazada de menos de 18 años».

En el encuentro, Doña Letizia escuchó el testimonio de una chica de 17 años, que se quedó embarazada a los 14, se separó y se hizo cargo sola del bebé. «Una vez embarazada cambia toda tu vida», relató, porque, además, el padre no es responsable en estos casos. La joven explicó que, gracias a Plan International, «he podido retomar los estudios que abandoné por el embarazo y el matrimonio».

En el encuentro, informaron a la Reina de que dos de cada tres mujeres sufren algún tipo de violencia, al menos verbal, en República Dominicana, según indicó Zarzuela. «Los agresores -explicó un voluntario de Plan International- son hombres, y la raíz es la cultura machista. Se le enseña al niño que él tiene el poder. Yo con reeducación he visto las cosas de otra manera, veo con respeto a las mujeres».

Según los datos facilitados en la reunión, una de cada cinco niñas dominicanas de 13 a 19 años está o ha estado embarazada. «Yo me casé a los quince y ello me limitó mis estudios y mi proyecto de vida».

Tras escuchar las experiencias de estas jóvenes y las medidas adoptadas para concienciar a la sociedad, la Reina recibió un regalo de las chicas, al cumplirse este martes el aniversario de su boda con Don Felipe. Según informó Zarzuela, le regalaron una caja con mango, un mortero de artesanía de madera y una bengala encendida con la felicitación.

Después del encuentro, Doña Letizia se trasladó al aeropuerto y continuó su viaje de Cooperación a Haití.