Martínez-Maillo, ayer en Génova - Ep

El PP avisa al PSOE: «Echarse al monte» solo favorece a Podemos

Génova ve «lógico» que los pensionistas se quejen, pero pide no abrazar la demagogia

MadridActualizado:

El PP está convencido de que la estrategia de la izquierda de agitar las calles contra el Gobierno durará «al menos» hasta las elecciones municipales y autonómicas. Así lo advirtió ayer a los suyos la secretaria general de Génova, María Dolores de Cospedal, durante la reunión a puerta cerrada del comité ejecutivo nacional que presidió Mariano Rajoy. El presidente reunió a los dirigentes y barones del partido, que asisten con preocupación a la espiral de protesta social que afecta a su núcleo fundamental de votantes: los pensionistas. Una vez más, Rajoy les transmitió calma para afrontar el ruido de las protestas y mostró comprensión hacia los jubilados, aunque pidió no dejarse arrastrar por la puja demagógica de la oposición.

La dirección nacional se reafirma en que es el único partido que ha garantizado las pensiones sin congelarlas, y cree que la agitación social acabará pasando factura al PSOE, que en lugar de optar por una oposición «útil» se «echado al monte» con Podemos. Sánchez perderá la batalla en las barricadas, auguran en Génova, donde creen mantener la «credibilidad» en el tema de las pensiones, un asunto que consideran «sagrado». El domingo en Murcia, Rajoy resumió así la situación: «Nosotros ofrecemos pensiones seguras, otros, promesas falsas».

El PP declaró su comprensión hacia las reivindicaciones de los mayores, que ven cómo España suma cuatro años de crecimiento económica pero sus rentas no suben. «Es comprensible que haya personas que hagan peticiones legítimas de mejoras. Es lógico, normal, sensato y legítimo que la gente reclame mejoras», aseguró el coordinador del PP, Fernando Martínez-Maillo, tras la reunión del comité ejecutivo nacional, donde nadie pidió la palabra tras Cospedal y Rajoy.

El presidente del Gobierno lamentó ante los suyos que no le queden interlocutores «serios» y fiables con los que poder pactar asuntos de Estado. «Con el personal que circula por ahí, esperar que cumplan pactos es difícil», afirmó molesto con la oposición de derribo del PSOE, que ha abandonado la comisión de Educación. «Que deje el populismo y el simplismo», le afeó Maillo a Sánchez tras proponer que los parlamentarios solo vean crecer sus sueldos un 0,25% en solidaridad con los pensionistas.

Repartir los frutos

Rajoy citó las reformas pendientes de la financiación autonómica y del agua y opinó que Sánchez ayudaría a pacificar su partido si pactara con el PP estas dos cuestiones. También señaló que el proyecto de Presupuestos Generales, que serán aprobados el martes 27 y remitido a Cortes el 3 de abril, podrán repartir los frutos de la recuperación económica en forma de bajada fiscal, aumento de sueldo de los funcionarios, equiparación salarial de la Policía y Guardia Civil respecto a los cuerpos autonómicos... Y la subida de las pensiones mínimas y de viudedad.