El agente acusado, durante el juicio
El agente acusado, durante el juicio - J. C. Caval

Un policía local de Murcia, al banquillo por anotar mal la calle en una multa de tráfico

El agente está acusado de un delito de falsedad en documento público, pero el fiscal ha rebajado su petición de condena

MadridActualizado:

Un agente de la policía local de Villanueva del Segura (Murcia) compareció el pasado viernes en el juzgado acusado de un delito de falsedad en documento público. El hombre, que responde a las iniciales I. T. P., se enfrenta a una pena de seis meses de multa a razón de seis euros diarios (unos 1.080 euros en total) por apuntar mal el nombre de la calle en una multa de tráfico.

Todo sucedió a finales de 2015, cuando este agente sancionó a un vecino por estacionar su vehículo obstaculizando el tráfico. Sin embargo, tal y como recoge «La Verdad» de Murcia, el agente anotó como lugar de la infracción la carretera RM B-29 cuando el coche estaba en realidad en el Camino de Canales, dentro de un tramo de huerta privado.

El agente se encontraba en la zona por petición expresa de los vecinos, que se quejaban de los continuos robos en los huertos colindantes. Al retirarse de la zona, el agente encontró un vehículo obstaculizando el paso del coche patrulla y emitió la correspondiente denuncia. El conductor sancionado recurrió la sanción y acudió al cuartel alegando que su coche estaba en una parcela privada. Allí le atendieron, entre otros, el jefe de Policía, quien informó al vecino de que la dirección estaba mal apuntada.

Durante el juicio, varios testigos aseguraron que existe una mala relación entre el agente acusado y su superior. En su alegato, el agente confirmó este extremo y aseguró que el delito que se le imputa se debe a su desconocimiento de la zona. Tras escuchar las declaraciones, el fiscal rebajó la petición de condena al no existir «malicia por parte del acusado».

Será un respiro para el agente, a quien pedían de primeras cinco años de cárcel, inhabilitación y una multa de unos 6.000 euros.