Inmigrantes saltan la valla de Ceuta
Inmigrantes saltan la valla de Ceuta - EFE

El número de inmigrantes muertos intentando llegar a España se duplica en dos años

Pasan de los 131 de 2014 a los 295 de 2016, según los datos recabados por Apdha

CádizActualizado:

El número de inmigrantes que han muerto o desaparecido cuando intentaban llegar al sur de España se ha duplicado en sólo dos años, pasando de los 131 de 2014 a los 295 de 2016, según los datos recabados por la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía (Apdha).

En la presentación este jueves en Cádiz de su «Balance migratorio 2016», los portavoces de esta asociación, Rafael Lara y Ana Rosado han responsabilizado de este «drama» a «las políticas de cierre de fronteras» y a las «políticas migratorias de la Unión Europea (UE) y de España», que consideran «ineficaces» y «claramente inhumanas».

La APDH ha constatado que de las 295 personas desaparecidas -33 magrebíes y 262 subsaharianas-, sólo han sido hallados 36 cadáveres y que las cifras reales son seguramente «superiores».

«Es necesario un giro de 180 grados hacia unas políticas más humanas y de respeto a los derechos humanos», ha recalcado Rafael Lara.

LA APDH ha estimado que las migraciones por la frontera sur de España suponen apenas un 7 por ciento de las llegadas a Europa por la ruta de los Balcanes, el Mediterráneo central o el este del Mediterráneo.

Ha apreciado en 2016 un descenso de las llegadas al sur de España en relación con las cifras de 2015 (de 16.936 a 14.128), debido a que han llegado unas 5.000 personas sirias menos.

Sin embargo parece que la tendencia no se consolida pues en enero de 2017 los datos que reflejan que la llegada de inmigrantes a España se han triplicado (1.289 personas frente a 402) respecto al mismo periodo del año pasado.

Según el balance de la APDH, en 2016 se ha incrementado la llegada de inmigrantes por vía marítima (en un 40 por ciento respecto a 2015).

Llegadas a Andalucía

En Andalucía, se pasó de 3.736 llegadas en 2015 a 6.508 en 2016, concentrándose la mayoría en la provincia de Almería (2.231 en 2016 frente a las 1.531 en 2015), Granada (1.947 en 2016 por 901 en 2015) y Cádiz (1.552 en 2016 respecto a 1.092 en 2015).

En esta estadísticas no están incluidas las personas detenidas por Marruecos, unas 1.022 según la Apdha, que no obstante señala que esa cifra es probablemente el doble.

Pese a que lleguen más inmigrantes en Andalucía por vía marítima a Almería y Granada, son las costas gaditanas las que han recibido en 2016 a un mayor número de embarcaciones (148) por delante de la provincia almeriense (108) y de la granadina (63).

Esto se debe fundamentalmente, según la Apdha, a que las embarcaciones que llegan a la costa gaditana son más pequeñas y llevan a una media de 10 personas, mientras que las que arriban a las costas de la zona oriental de Andalucía son de mayores dimensiones, más sólidas y trasladan a un número superior de inmigrantes.

Perfil del inmigrante

El perfil más habitual del inmigrante que intentó alcanzar la costa española en 2016 fue el de un varón joven y en un 60 por ciento de origen subsahariano.

Las mujeres son el 10 por ciento de las personas que migran a España por estas fronteras (65 de las que vinieron en 2016 estaban embarazadas) y un 8 por ciento menores.

Respecto a las entradas por Melilla, en 2016 llegaron 3.512 personas procedentes de Marruecos, de las que 3.393 ingresaron en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) de Melilla.

De ese total de 3.512 personas llegadas por Melilla, 2.500 fueron sirias que solicitaron asilo, 87 llegaron por mar, 600 por el puesto habilitado, «básicamente por el método de doble fondo», y las 325 restantes saltando la valla.

Por Ceuta entraron 2.578 inmigrantes procedentes de Marruecos, 1.771 personas en 14 saltos significativos de la valla en los que participaron en torno a 4.000 personas.