Vídeo: La Guardia Civil sitúa a Jaume Roures como «elemento capital» del independentismo/ Jaume Roures - ÁNGEL DE ANTONIO / ATLAS

La Guardia Civil sitúa a Roures en el Comité Ejecutivo del «procés»

Un informe sostiene que Mediapro era el «soporte audiovisual del soberanismo»

MadridActualizado:

La Guardia Civil ha entregado al juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena un informe que sitúa al empresario audiovisual Jaume Roures, uno de los más importantes del sector de la televisión y los derechos de retransmisiones deportivas, en la cúpula del movimiento soberanista ilegal.

La Policía Judicial parte del documento EnfoCATS, la hoja de ruta del «procés» intervenida el 20 de septiembre en el domicilio de Josep María Jové Llado, secretario general de Vicepresidencia, Economía y Hacienda, y concluye que «Jaume Roures Llop podría integrarse en el Comité Ejecutivo que se plasmó en aquel documento en calidad de profesional experto en el ámbito de la comunicación».

La investigación ha acreditado que ese comité dirigente estaba compuesto por los entonces presidente y vicepresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont y Oriol Junqueras; los líderes de la Asamblea Nacional Catalana (ANC) y de Òmnium Cultural, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, respectivamente, y la presidenta de la Asociación de Municipios por la Independencia (AMI), Neus Lloveras. Los investigadores ponen a Roures a este nivel, debido a que «los máximos responsables del movimiento independentista son conscientes de que en sus acciones de comunicación juegan un papel fundamental los medios de comunicación social». Por ello, decidieron «contar con el soporte de un proveedor de servicios audiovisuales de la entidad Mediapro», que «permitiría difundir el mensaje soberanista a un público mucho mayor».

Para sostener estos argumentos, la Policía Judicial analiza una serie de llamadas telefónicas y los trabajos realizados por Mediapro en el contexto de proceso independentista. Los investigadores detallan que el empresario fue quien el pasado 1 de octubre habilitó un centro de prensa donde el Gobierno catalán fue dando las ruedas de prensa informando sobre el desarrollo y el resultado del reférendum ilegal.

El objetivo del Comité Ejecutivo independentista era, a juicio de la Guardia Civil, «la movilización de la totalidad de la sociedad catalana que comulgaba con las tesis soberanistas y que esta movilización fuese de tal envergadura que pudiese arrastrar a lamasa de indecisos hacia sus intereses independentistas».

El informe cita tres llamadas telefónicas que darían a Roures el citado papel de liderazgo propagandístico. En la primera de ellas, el periodista Sergi Sol telefonea a Josep Maria Jové y le habla del «documental que tenía que hacer este señor (...) en referencia a Jaume Roures». En la segunda, el 7 de agosto a las 08:50 horas, es Jové quien llama a Sol y le comenta que el economista y fundador del diario «Ara», de corte independentista, Oriol Soler le había preguntado «si tenía negocios con el abuelo», que podría referirse a Jaume Roures. En la tercera comunicación, registrada catorce minutos después, Oriol Soler llama a Josep Maria Soler para decirle que tenía que entrevistarse con Sànchez y Cuixart y después hablaría con Roures.