Imagen de archivo
Imagen de archivo - FRANCIS SILVA

Una fugitiva se oculta dentro de un canapé para no ser detenida en Málaga

Cuando los agentes localizaron a la mujer, esta mostraba la cara enrojecida por el calor que había pasado al estar envuelta en mantas

Actualizado:

Una mujer de 52 años, fugitiva y con tres órdenes de ingreso en prisión, fue localizada por agentes de la Policía de Málaga en una vivienda de la capital, tras haber estado meses sin salir a la calle para no ser detenida, escondida dentro del canapé de una cama y envuelta en mantas, tal como explica Diario Sur.

Sus hijos eran los encargados de darle comida y ropa para que pudiera aguantar ese encierro, que prefería antes de que la detuvieran y acabar en la cárcel. Sobre ella, pesaban tres órdenes de ingreso en prisión por supuestos delitos contra la salud pública. Aunque se encontraba escondida en un sitio inimaginable, los agentes del Grupo Zonal de Noches de la comisaría del distrito Oeste sospechaban que podía estar escondida en una vivienda de la barriada de Los Palomares, por lo que montaron un discreto dispositivo para tratar de confirmar sus sospechas.

El 15 de septiembre, tal como explica Diario Sur, un agente la pudo ver por una ventana, y los policías se desplegaron alrededor de la vivienda. Sin embargo, cuando llamaron a la puerta, los hijos reconocieron que la mujer había estado ahí pero aseguraron que ya se había marchado. Aun así, los convencieron para echar un vistazo en la casa, pero no dieron con la mujer.

Consiguieron que el juzgado de guardia emitiera una orden de entrada y registro, pues estaban convencidos de que la mujer podría encontrarse en algún habitáculo o zulo fabricado dentro de la vivienda. Alrededor de las dos de la tarde consiguieron entrar en la casa, y tras examinar paredes y muebles se percataron de la cama con el canapé. La abrieron y y descubrieron la figura de la mujer completamente cubierta de mantas, por lo que mostraba la cara enrojecida del calor, tal como explica Diario Sur. La mujer fue trasladada a la Comisaría Provincial, donde se confeccionaron las diligencias del caso. Acto seguido, fue puesta a disposición judicial, que decretó su ingreso en prisión.