Echenique aterrizó en Madrid tras el cese de Sergio Pascual al frente de la secretaría de Organización de Podemos
Echenique aterrizó en Madrid tras el cese de Sergio Pascual al frente de la secretaría de Organización de Podemos - EFE

Los enredos de Podemos

La formación morada ha protagonizado encarnizadas luchas internas que han terminado en purgas. También ha mantenido una compleja relación con el chavismo e, incluso, sus desaires protagonizaron la primera página de la extinta «Interviú»

Actualizado:

Hace tan solo un día, el Congreso debatió la proposición no de ley de Unidos Podemos para la igualdad retributiva entre hombres y mujeres. Este jueves, el mismo día que la Cámara Baja somete a votación esta propuesta, ABC publica la diferencia salarial que existe en el seno de la formación morada que, a pesar de abanderar el público la lucha por la equidad, en privado permite que entre sus políticos exista una brecha de, al menos, 829 euros (a favor de los hombres).

Esta no es la única polémica que la formación de Pablo Iglesias protagoniza desde su fundación. Lejos queda el espíritu de Vistalegre I, donde los fundadores de Podemos ocuparon fotografías y bramaron proclamas, como ya hicieran en el madrileño barrio de Lavapiés en 2014 tras su nacimiento.

Purgas y pugnas internas

Años después, ni Íñigo Errejón -que protagonizó su propio escándalo a raíz de una beca de la Universidad de Málaga- , ni Carolina Bescansa forman ya parte del círculo de confianza de Pablo Iglesias. Las discrepancias políticas fueron el primer síntoma de la fisura entre Iglesias y Errejón, cuya relación se fue enfriando con el paso de los meses. La ruptura total se evidenció en Vistalegre II, donde Errejón disputó a Iglesias el liderazgo de la formación sin éxito. Su derrota en el segundo congreso del partido le hizo perder el apoyo interno y, el que fuera número 2 de Podemos, salió de la Secretaría Política de Podemos y de la portavocía en el Congreso, que recayó en Irene Montero.

El cisma entre Errejón e Iglesias afectó a otros cargos de Podemos. Se evidenció cuando Pablo Echenique aterrizó en Madrid tras el cese de Sergio Pascual al frente de la secretaría de Organización de Podemos, un gesto que se interpretó como un golpe al errejonismo por a sus discrepancias con la dirección del partido. José Manuel López, otro errejonista y portavoz de Podemos en la Asamblea de Madrid, fue cesado después de la victoria de Ramón Espinar en las primarias en la Comunidad de Madrid.

Las batallas internas en el partido fueron la causa de la purga de Carolina Bescansa. Las críticas en público a la deriva política de la formación y su posicionamiento frente a la cuestión catalana le costaron el relevo de la Comisión Constitucional del Congreso de los Diputados, puesto que también pasó a ocupar Irene Montero. La cofundadora de Podemos llegó a asegurar ante la prensa que «Podemos no explica un proyecto para España».

La huella en Venezuela

El primer escándalo que relacionó a Podemos con Venezuela fue el pago de 7 millones de euros por parte de Hugo Chávez para «crear en España fuerzas políticas bolivarianas» –desglosados en múltiples pagos–. Una partida presupuestaria firmada por el propio Hugo Chávez, según un informe al que tuvo acceso ABC titulado «Punto de cuenta al Comandante Presidente de la República Bolivariana de Venezuela», con fecha 28 de mayo de 2008, y que estaba redactado por Rafael Isea, ministro del Poder Popular para las Finanzas.

Además, la cúpula de CEPS disfrutó de hasta seis apartamentos en uno de los barrios más exclusivos de la capital de Venezuela. Fue en el Country Club de Caracas donde se alojaron, entre otros, Luis Alegre y Carolina Bescansa. Juan Carlos Monedero también se aprovechó de su estatus de asesor para dormir en el Hotel Anauco. Allí se alojan los asesores cubanos del régimen, cerca del Palacio Presidencial de Miraflores.

Monedero y la UCM

La Universidad Complutense de Madrid (UCM) resolvió en 2016 el expediente disciplinario abierto aJuan Carlos Monedero por ocultar a la entidad sus cobros por asesoría a Venezuela, Ecuador, Bolivia y Nicaragua. La resolución dictaminó una suspensión de empleo y sueldo durante seis meses, y la retribución del 10 por ciento del dinero cobrado.

Monedero fue contratado para realizar un informe que impulsase el Sucre, la moneda común latinoamericana, y justificó su papel con el hecho de haber trabajado para el BCE realizando informes del impacto de la entrada del euro en España. En total, el fundador de Podemos percibió 425.000 euros por parte del Banco del ALBA. Este no es el único pago de Monedero, y aunque se desconoce la cantidad total, ABC sí ácreditó que recibió 35.000 euros en 2010 por asesorar a Hugo Chávez.

Los problemas de Monedero y la UCM se han mantenido a lo largo del tiempo y, a raíz de la suspensión de 2016, este pasado mes de enero el Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha dado la razón a la universidad avalando la resolución en la que denegó a Monedero la compatibilidad para ejercer como consultor y profesor a tiempo completo a la vez.

Del Senado a «Interviú»

El pasado 2017 Podemos censuró la portada de «Interviú» que protagonizó Elvira García, en aquel momento senadora por Álava. García abandonó su escaño en Podemos por un expediente de expulsión y pasó al Grupo Mixto antes de posar. Copó las páginas de la revista días después de que el Gobierno vasco pusiera en marcha los trámites de su desahucio por el impago de su piso de protección oficial.