Los embalses españoles, bajo mínimos

Abren el grifo y no cae ni gota. Es lo que ocurre en Andavías, Zamora, una localidad que junto a...

Actualizado:

Abren el grifo y no cae ni gota. Es lo que ocurre en Andavías, Zamora, una localidad que junto a 14 municipios más tienen problemas por la escasez del agua. Este pueblo tiene casas en la parte alta y en la baja. Son las viviendas situadas en la parte superior las que salen más perjudicadas, sólo tienen 1 hora de agua al día. Sin tiempo que perder, a partir de las 7 de la tarde aprovechan para llenar botellas y garrafas. Por su parte, las casas de la parte inferior del pueblo no tienen mucha más suerte, porque de sus grifos sale agua pero sale turbia y con poca fuerza. Para afrontar el problema hay quien ha construido un depósito propio.En Aguadulce, Sevilla, sufren restricciones desde el pasado 5 de octubre. De lunes a jueves entre las 12 de la noche y las 6 de la mañana les cortan el suministro. Al ser por la noche, hay quienes dicen no notarlo y a quienes no les hace tanta gracia. Un problema, el de la sequía, que deja estampas tan preocupantes como esta.