José Manuel Sieira, presidente de la sala Tercera
José Manuel Sieira, presidente de la sala Tercera - abc

Un presidente de Sala del Supremo denuncia «intrigas» en su reelección

José Manuel Sieira, hoy al frente de la Sala Tercera, pide en el CGPJ respeto a las instituciones

Actualizado:

El presidente de la Sala Tercera del Tribunal Supremo, que estudia los recursos contencioso-administrativos contra decisiones del Consejo de Ministros y del propio Consejo General del Poder Judicial, pidió ayer al presidente del Tribunal Supremo y del órgano de gobierno de los jueces, Carlos Lesmes, que cesen las «intrigas» en el proceso de elección de la presidencia de esta Sala, a la que él vuelve a optar junto con otros tres candidatos. José Manuel Sieira hizo este alegato después de concluir su exposición ante el CGPJ en el marco de las entrevistas que el Consejo lleva a cabo con motivo de nombramientos de trascendencia y en las que los candidatos exponen su programa de actuación para el mandato al que optan.

«Son demasiadas las cosas que se han dicho» en relación con esta elección, señaló Sieira para referirse a la batalla que se está librando por esta plaza estratégica –por cuanto controla los actos del Ejecutivo–. «El respeto a las instituciones es absolutamente necesario en un Estado de Derecho» y el Consejo General del Poder Judicial «no puede convertirse en un palacio de intrigas». Sieira parafraeaba así al propio Lesmes, que, en su primera comparecencia pública tras presidir su primer Pleno del Consejo, dijo que no iba a permitir que este órgano se convirtiera en el «palacio de la intriga» que fue el anterior.

Y es que, como informó ABC el pasado 6 de julio, aunque en la práctica son cuatro candidatos los que optan a presidir esta Sala de lo Contencioso-Administrativo, la batalla se está librando entre dos de ellos: el propio Sieira, que opta a la reelección, y Luis María Díez-Picazo, que, según vocales del propio CGPJ, es el candidato de Lesmes. Según esas mismas fuentes, el propio presidente del CGPJ está haciendo campaña entre los vocales de sensibilidad conservadora para que el catedrático de Derecho Constitucional y también magistrado de la Sala Tercera desde 2008 consiga hacerse con la presidencia.

Según fuentes del Tribunal Supremo el punto de inflexión de la relación entre Lesmes y Sieira se produjo cuando siendo el primero magistrado de esta Sala y el segundo ya presidente de la misma, Sieira decidió llevar a Pleno el recurso contra el indulto del Gobierno al kamikaze de Valencia. Lesmes era el encargado de defender la ponencia que avalaba esa medida de gracia y la Sala se partió en dos a favor de tumbar este indulto. Para Lesmes fue un momento delicado porque estaban en juego sus aspiraciones a la presidencia del CGPJ, entonces a punto de renovarse.

Asuntos pendientes

José Manuel Sieira defendió ayer su continuidad al frente de la presidencia de la Sala Tercera haciendo gala de la reducción en un 60 por ciento, y tan solo en cinco años, de los asuntos pendientes en esta Sala, que pasaron de los 14.377 de 2010 a los 6.475 de febrero de este año. Sieira, que ingresó en la carrera en 1973, lleva 21 años como magistrado del Tribunal Supremo, tres menos que otro de los candidatos: el exmagistrado del Tribunal Constitucional Jorge Rodríguez Zapata, ponente de más de 3.000 sentencias, y cuya intervención, como la de los demás magistrados, versó sobre el papel de la Sala Tercera ante nuevo recurso de casación que entrará en vigor en octubre de 2016.

Conocimiento de la UE

Por su parte, Díez-Picazo, quien presidió la comisión designada por Gallardón para abordar la reforma de la ley del Poder Judicial, subrayó que el plus que él puede aportar en este nuevo cometido es su conocimiento y experiencia del derecho de la UE. Y, por último, Eduardo Calvo (el primero en orden de intervención) propuso la celebración de más plenos no jurisdiccionales para unificar criterios entre las distintas secciones de la Sala.