Elecciones

Barcelona es la provincia con menor fuerza secesionista

Junts pel Sí y la CUP se quedan en minoría en esta circunscripción

Artur Mas, durante un mitin de ¬ęJunts Pel S√≠¬Ľ
Artur Mas, durante un mitin de ¬ęJunts Pel S√≠¬Ľ - EFE
m.c. - Madrid - Actualizado: Guardado en: Elecciones

La fuerza del independentismo se desinfla en la circunscripción de Barcelona, la más importante de Cataluña por población y número de escaños que se reparten. Las candidaturas secesionistas, Junts pel Sí y la CUP, obtendrían entre 39 y 42 diputados en el Parlamento autonómico, en una provincia donde se reparten un total de 85, según la encuesta de GAD3. Es decir, no llegarían a la mayoría absoluta ni en el mejor de los casos para ellos.

Ciudadanos sería el segundo partido de Barcelona, con una diferencia muy clara respecto a los siguientes. La formación de Rivera llegaría a los 14 o 15 diputados, mientras que el PSC obtendría 11 o 12 y Cataluña sí que es Pot, nueve o 10. El PP sería la quinta fuerza política en Barcelona, con ocho o nueve escaños.

Feudos

Los principales feudos independentistas son Gerona y Lérida. En la primera de estas provincias, el dominio de CDC y ERC es absoluto. Su candidatura unitaria consigue 12 de los 17 diputados que están en juego, y el resto tiene que conformarse con repartirse lo que queda, un escaño por cada partido. Eso sí, obtienen representación todas las principales formaciones, excepto Unió, que no levanta cabeza después de la ruptura de CiU.

En Lérida se reparten dos escaños menos: 15 en total, pero el dominio de Junts pel Sí también es evidente: acapara 10 de esos diputados, es decir el 66 por ciento del total. De nuevo Ciudadanos, PSC, Cataluña sí que es Pot, la CUP y el PP se reparten los otros cinco, uno para cada uno.

El dominio de los independentistas en Gerona y Lérida es aplastante: Junts pel Sí y la CUP suman el 76,4 por ciento de los diputados en Gerona y el 73,3 por ciento en Lérida. En Barcelona se sitúan entre el 45,8 por ciento y el 49,4 por ciento de los escaños.

En la cuarta de las circunscripciones electorales de Cataluña, Tarragona, las dos candidaturas que defienden abiertamente la independencia aglutinan el 55,5 por ciento de los diputados autonómicos: 10 de 18, nueve de ellos para Junts pel Sí.

En esta provincia el reparto es más dispar. Así, Ciudadanos logra hasta tres diputados por Tarragona, mientras que el PSC y el PP suman dos cada uno. La marca de Podemos se quedaría solo en uno, lo mismo que el que obtendría la CUP.

Toda la actualidad en portada

comentarios