Economía

De la Serna asegura que el Gobierno «cumplirá con la sentencia de la UE» que obliga a reformar la estiba

«Los tiempos desgraciadamente siguen corriendo», recordó el ministro, quien incidió que actualmente España está pagando una multa diaria de 27.000 euros

Íñigo de la Serna, ministro de Fomento, este lunes en Valencia
Íñigo de la Serna, ministro de Fomento, este lunes en Valencia - EFE
EUROPA PRESS Valencia - Actualizado: Guardado en: Economía

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha asegurado que el Gobierno «cumplirá con la sentencia de la UE» que obliga a España a reformar el sector de la estiba en caso de que finalmente no haya acuerdo entre la patronal y los sindicatos del gremio, al considerar que es «su obligación» y que «un país no puede decidir cumplir o no con Europa en función de que unos y otros quieran llegar a un acuerdo».

«Si el acuerdo no es posible, nuestra obligación es cumplir la sentencia europea y eso es lo que va a tratar de hacer el Gobierno», aseguró De la Serna.

«Los tiempos desgraciadamente siguen corriendo», recordó el ministro, quien incidió que actualmente España está pagando una multa diaria de 27.000 euros, que pasará a ser de 134.000 euros «en cuanto caiga la segunda sentencia», que Fomento estima que es inminente.

En tanto, el ministro lamentó que en la actualidad patronal y sindicatos de estibadores mantienen «posturas muy separadas, absolutamente enfrentadas» en la mesa de negociación que tienen abierta.

«La presentación de la propuesta de Anesco provocó que los sindicatos se levantaran de la mesa», recordó respecto a lo sucedido en la última reunión, la del pasado jueves.

Por ello, el ministro considera que «España no se puede permitir el lujo de incumplir una sentencia europea», con lo que, ante la falta de acuerdo en el sector a corto plazo, apeló a los grupos políticos.

«La ley y las sentencias son para cumplirlas y eso lo deben hacer cumplir los representantes políticos que tienen en su mano la decisión de cumplir como país», afirmó el ministro.

Así, insistió en «el país lo que no puede decidir cumplir una sentencia o no en función de que unos u otros quieren o desean llegar a un acuerdo», por lo que aseguró si no fuera posible el pacto, su obligación es cumplir con Europa. «Eso desde luego es lo que va a tratar de hacer el Gobierno», ha zanjado.

Toda la actualidad en portada

comentarios