Florentino Pérez, durante la junta de accionistas de ACS
Florentino Pérez, durante la junta de accionistas de ACS - ABC

ACS prevé incrementar su beneficio un 35% gracias a la compra de Abertis

El grupo prevé que la deuda de la sociedad que se haga con el nuevo grupo sea de 7.000 millones

MadridActualizado:

La compra de Abertis permitirá a ACS disparar su beneficio un 35% en 2019 respecto al resultado obtenido en 2017. En total, obtendrá unas ganancias cercanas a los 1.000 millones el año que viene. Esta previsión ha sido anunciada por Florentino Pérez, presidente de la compañía, durante la junta de accionistas celebrada este martes. El directivo ha destacado que el dividendo crecerá en la misma proporción que los beneficios en ese ejercicio.

«La creación de esta plataforma global pra el desarrollo de infraestructuras nos permitirá aprovechar el potencial de crecimiento en estos mercados estratégicos que hemos cuantificado en aproximadamente 200.000 millones de euros para los próximos cuatro años», ha señalado durante su intervención Pérez.

Además, el presidente de ACS ha recordado que la alianza planteada con Atlantia para hacerse con la concesionaria incluye un acuerdo de colaboración a largo plazo para la inversión en proyectos de concesiones, principalmente en América del Norte, Australia y Europa.

El consejero delegado de la constructora y máximo responsable de Hochtief, Marcelino Fernández Verdes, ha destacado por su parte que la operación «tiene un impacto positivo tanto en balance, como en cuenta de resultados y flujo de caja». Además, el patrimonio de la compañía se incrementará en un máximo de 2.440 millones por la desinversión en la filial alemana, ya que el pacto para comprar Abertis recogía una venta del 24% de Hochtief a Atlantia.

Respecto a la deuda, el grupo contempla rebajar a 7.000 millones (las previsiones iniciales eran de 10.000) el montante que necesitará la sociedad conjunta que se hará con la concesionaria. Parte de esta rebaja procederá de la desinversión en activos como Cellnex y el operador de satélites Hispasat. Precisamente hoy, el ministro de Energía Álvaro Nadal ha señalado que el Gobierno todavía tiene que autorizar la tranmisión de esta compañía, participada en casi el 90% por Abertis.

Lo cierto es que la venta de Abertis se encuentra en su fase final. Este martes finaliza el plazo de aceptación de la opa, planteada en 18,36 euros por acción. En función del grado de aceptación de la oferta, planteada conjuntamente por Hochtief y Atlantia, el proceso de compra se demorará más o menos.

Tras la celebración de la junta, el propio Fernández Verdes ha recordado a los medios de comunicación que si la opa supera el 90% de aceptación, el grupo podrá hacer efectivo el derecho de venta forzosa y el grupo dejará de cotizar de inmediato. En caso contrario, este paso se retrasaría algo más, lo que a su vez demoraría el cierre de la operación hasta el inicio del tercer trimestre.

Sobre el futuro operativo del grupo, el consejero delegado de ACS ha señalado que Abertis liderará la faceta concesional del grupo. Y para esta división, activos como las autopistas de peaje en quiebra o el Plan Extraordinario de Inversión en Carreteras son «potencialmente atractivos».