Óscar Sanguino, presidente de Sepla, y José Manuel Redondo, jefe de la sección sindical de Vueling
Óscar Sanguino, presidente de Sepla, y José Manuel Redondo, jefe de la sección sindical de Vueling - EP

Los pilotos de Vueling piden un alza salarial del 30% para evitar la huelga

«No hemos propuesto un incremento salarial concreto, solo pretendemos equiparar la carrera profesional de los pilotos de Vueling a la ofrecida en otras compañías», señaló este viernes el jefe de la sección sindical de Sepla en la compañía, Juan Manuel Redondo

MadridActualizado:

Mejoras salariales y una decidida apuesta por las bases españolas. Son las principales reclamaciones de los pilotos de Vueling, que han convocado una huelga para los días 25 y 26 de abril y 3 y 4 de mayo ante la falta de avances en la negociación que mantienen desde hace más de un año con la empresa para firmar el nuevo convenio colectivo.

«No hemos propuesto un incremento salarial concreto, solo pretendemos equiparar la carrera profesional de los pilotos de Vueling a la ofrecida en otras compañías», señaló este viernes el jefe de la sección sindical de Sepla en Vueling, Juan Manuel Redondo, en un encuentro con los medios de comunicación. Según los cálculos de la sección sindical, un piloto de la compañía perteneciente al «holding» IAG gana en cinco años un sueldo base entre un 30% y un 60% menor que el ofrecidopor la competencia.

Los pilotos de Vueling también rechazan el plan de crecimiento trazado por la compañía, que pretende potenciar sus bases extranjeras por encima de las nacionales. Una política que, según los sindicatos, «incumple» el segundo convenio colectivo de la empresa y «restringe» la promoción de trabajadores.

Según Sepla, la negativa de la empresa a tomar en cuenta estas reclamaciones es lo que ha provocado la ruptura de las negociaciones para fijar el tercer convenio colectivo de la aerolínea. Los pilotos aseguran sentirse como el «patito feo» del grupo IAG, debido a que los beneficios de Vueling no se están trasladando a su plantilla. «Para los accionistas la aerolínea es una gran inversión, pero no para los pilotos», señalaron ayer desde la delegación sindical.

Fuga de pilotos

Esta situación, según el colectivo, está provocando una incesante fuga de pilotos. Según Sepla, unos 120 ya han abandonado la empresa, 30 en lo que va de año. En la actualidad, Vueling cuenta con unos 1.150 pilotos, de los cuales 1.000 operan en bases españolas.

Mientras los sindicatos se mostraban ayer muy pesimistas respecto a un posible acercamiento con la empresa, fuentes cercanas a Vueling dejaban la puerta abierta a lograr un acuerdo de última hora. Eso sí, la empresa lamenta que el crecimiento de las bases españolas se haya convertido en una auténtica «línea roja» para los sindicatos y destaca la necesidad de fomentar la internacionalización de la firma.