En 2015

Las grandes empresas pagan al Fisco un 7,6% de lo que ganan y las pymes, un 18%

El Gobierno reducirá su gasto en 205 millones si no hay presupuestos en 2017, ha señalado Cristóbal Montoro, que ha pedido la abstención al PSOE

El ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro (D), saluda al diputado de IU Alberto Garzón - EFE

Cada día que pasa es una jornada más de Presupuestos del Estado prorrogados en 2017. Una situación con la que el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha manifestado encontrarse incómodo esta mañana en el Congreso de los Diputados por lo que llama a aprobar unas nuevas cuentas ”lo antes posible”. “Tenemos que estar a las alturas de las circunstancias”, ha señalado antes de sugerir, en referencia al PSOE, que no hace falta votar a favor: "se puede uno abstener".

El ministro comparecía por tercera vez en tres semanas ante las Cortes, esta vez para explicar el recorte del desembolso de los ministerios en 5.493 millones aprobado a finales de diciembre. Este acuerdo de no disponibilidad, vigente hasta que haya nuevas cuentas para 2017, limita el desembolso hasta que entren los nuevos presupuestos con el consiguiente techo de gasto de 118.337 millones.

Si no hay cuentas, el gasto baja en 205 millones

Pese a que este tope suponía un recorte de 5.000 millones frente al techo de 2016, el gasto se congelaba, no bajaba. Según Hacienda, los 118.337 millones son el nivel en el que acabó la ejecución presupuestaria del año pasado debido al ahorro en intereses de la deuda (2.000 millones), al adelanto de cierre presupuestario (1.000 millones menos) y al recorte que aprobó el Gobierno en abril, de 2.000 millones para los ministerios, que se prolonga a 2017. Por tanto el techo de gasto para los futuros presupuestos de este año deja el desembolso del Estado sin alteraciones, y así lo ha recordado Montoro: «Quiero dejar claro que el Gobierno no ha reducido el gasto sino que lo ha mantenido».

Sin embargo, el ministro ha detallado a continuación que hasta que no haya nuevas cuentas para 2017, el techo de gasto del Estado será inferior al que incluirán los futuros presupuestos. Al prorrogar los de 2016, se prorroga el techo de gasto de entonces, que era de 123.394 millones. Para evitar que se disparase el déficit ante este mayor gasto, el Gobierno aprobó un recorte en el desembolso de los ministerios de 5.493 millones antes de que acabara 2016. En palabras de Montoro, esto deja el gasto no financiero provisional para el Estado en 118.132 millones, 205 millones menos que el techo de gasto. Es decir, si finalmente no hay presupuestos para 2017, el Gobierno gastará 205 millones menos que si hubiera nuevas cuentas, debido al acuerdo de no disponibilidad aprobado.

Petición de abstención al PSOE

Como fuere, Montoro pidió un acuerdo para aprobar las cuentas. “No se entiende que en 2018 y no en 2017 tengamos presupuestos nuevos porque ya hayamos pasado no se cuántos cónclaves de partido”, ha señalado el ministro de Hacienda. Las palabras de Montoro parecían ir al PSOE, y mas concretamente a las elecciones primarias que celebrará en mayo. El ministro ha enfatizado que el Gobierno quiere presentar las cuentas públicas "cuanto antes", pero que "lo tiene que traer acordado" con otros grupos para evitar la "catástrofe" que supondría el rechazo de los Presupuestos.

Ante ello, el portavoz socialista de Hacienda, Julián López, ha ironizado sobre si el ministro aludía al próximo Congreso del PP al hablar de cónclave y ha apuntado que el PSOE no dará «ningún apoyo a esos presupuestos». Aludiendo a que el Gobierno debe llevar su proyecto de cuentas al Congreso para negociar las correspondientes enmiendas, López ha señalado lo siguiente: “No nos puede pedir que abramos la pista a un avión que no sabemos lo que tiene”. En sus palabras, el PSOE no dará su brazo a torcer si no consigue unas cuentas sin copagos, recortes sociales ni pérdidas de poder adquisitivo para funcionarios y pensionistas.

El portavoz de Ciudadanos de Hacienda, Francisco de la Torre, ha reclamado también a Montoro que los Presupuestos vayan al Congreso de los Diputados para así consensuarlos en la Cámara. «Pedimos que se pueda negociar con tranquilidad y que se vean los papeles», ha solicitado el diputado del partido naranja.

Cohesión social e impuestos a grandes empresas

Montoro también ha explicado las subidas de impuestos y ha adelantado que las grandes empresas pagaron un tipo efectivo de entre el 7% y el 8% en 2015. Fuentes de Hacienda precisan que el dato concreto es del 7,6% para los grupos consolidados, el mayor desde 2007 y el doble que el 3,8% de 2011. En 2014 pagaron un 6,9%.

Montoro contrapuso que el resto de empresas hicieron frente a un tipo efectivo sobre su resultado contable del 18%, que también es mayor que el 13,9% de 2014 y su mayor porcentaje en años. Curiosamente, 2015 fue el año en el que entró la primera bajada de impuestos de la reforma fiscal, que recortó el tipo nominal de Sociedades del 30% al 28% en dicho ejercicio.

Ante esta diferencia entre pymes y grandes empresas, Montoro ha justificado la eliminación de deducciones en Sociedades aprobada a final de año, que buscaba acercar el tipo de las mayores compañías al nominal del 25% en el que está ahora el impuesto. "A ustedes, las grandes empresas, les conviene tributar más porque si no, esto de la cohesión social no se sostiene", ha sentenciado Montoro.

En cualquier caso, este porcentaje no quiere decir que las grandes empresas solo paguen el 7,6% en impuestos sobre sus resultados. Al ser la mayor parte multinacionales, muchos de los beneficios los obtienen de otros países, donde también pagan impuestos que quedan fuera de la cifra de tipo efectivo, ya que Hacienda grava solo los resultados que las compañías han obtenido en España.

Cuando el Gobierno del PP llegó al poder en 2012, el propio Rajoy reconoció que había empresas del Ibex 35 que no pagaban un euro en Sociedades. Desde entonces, el tipo efectivo de las grandes empresas no ha dejado de subir a medida que Hacienda ha suprimido deducciones y bonificaciones en el impuesto.

Toda la actualidad en portada

comentarios