Los titulares de Economía de España y Portugal, Luis de Guindos y Mario Centeno
Los titulares de Economía de España y Portugal, Luis de Guindos y Mario Centeno - EFE

Bruselas no multa finalmente a España por incumplir con los objetivos del déficit

La multa podría haber alcanzado hasta el 0,2% del Producto Interior Bruto (PIB) español, unos 2.000 millones de euros

MadridActualizado:

La Comisión Europea ha optado por no multar ni a España ni a Portugal, a pesar de que los dos países habían sido señalados por no tomar medidas efectivas para reducir déficit. La decisión desbloquea también la formulación de una nueva senda para rebajar el déficit del Estado a menos del 3%, que será al cierre de 2018, lo que significa que será más suave que el que España ha incumplido. Una sanción que podría haber ascendido al 0,2% del PIB español, unos 2.000 millones de euros.

En concreto, ha fijado el objetivo de déficit público para este año en el 4,6% del PIB y en el 3,1 % y 2,2 % del PIB de cara a 2017 y 2018, respectivamente, lo que supone un ajuste de 2,9 puntos porcentuales, unos 29.000 millones de euros.

Moscovici ha añadido que ambos países deberán presentar sendos informes, y sus proyectos presupuestarios de 2017 hacia el próximo 15 de octubre. «Podemos ser a la vez creíbles y comprensibles», ha resumido el comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros reconociendo los esfuerzos de ambos países en reducir los desequilibrios presupuestarios. También ha retrasado cualquier decisión sobre una presumible congelación de los fondos comunitarios con destino a España y Portugal al próximo año. Además ha mostrado su «confianza» en la democracia española y en que pronto haya un gobierno estable.

La discusión en el seno del colegio de comisarios ha sido muy intensa, puesto que algunos miembros del ejecutivo Europeo son partidarios de haber impuesto unas multa a los dos países. La nota oficial habla de que la decisión ha sido «cancelar» la multa, aunque no se especifica si los comisarios tuvieron una cifra sobre la mesa.

España se libra de una sanción, pero la última palabra la tendrán los ministros de Economía y Finanzas de la Unión Europea, quienes podrían o no adoptar esta suerte de multa «cero» o anulada por una mayoría cualificada en un plazo de 10 días.

El pasado 8 de julio ABC ya adelantó este desenlace, y añadió que la Comisión Europea pediría más reformas al próximo Gobierno así como trazaría nuevas metas para equilibrar las cuentas públicas.

De Guindos

Con esta decisión el Ejecutivo comunitario daría la razón al Gobierno español en funciones, que llevan semanas dando por hecho que la multa sería «nula o cero», como ha dicho en reiteradas ocasiones el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, incluido este domingo desde el G-20 en China.

En concreto, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría ha afirmado que «pone en valor las reformas llevadas a cabo en España y el esfuerzo por controlar el déficit en algunos momentos sumamente complicados porque estábamos en recesión».

A juicio del director de Coyuntura Económica de la Fundación de las Cajas de Ahorro (FUNCAS), Raymond Torres, cree que la nueva senda de consolidación fiscal marcada por Bruselas es «fuerte» y debería ser más «gradual», ya que el esfuerzo de ajuste en 2017 se producirá en un contexto internacional «difícil».

En declaraciones a Efe, Torres ha señalado que el objetivo de déficit del 4,6% del PIB para este año es «factible», pero el del 3,1 % del PIB para 2017 es «más complicado» y debería estar condicionado al crecimiento económico de la eurozona

El déficit público de España alcanzó en 2014 el 5,9 % del PIB y en 2015 el 5,1 %, si se incluye en ambos casos la ayuda financiera a la banca, frente al 5,8 % y el 4,2 %, respectivamente exigido, y así se alejó definitivamente de poder bajarlo al 2,8 % en 2016.