Ocho de los diez ganadores del proyecto «Españoles. Hechos de talento»
Ocho de los diez ganadores del proyecto «Españoles. Hechos de talento» - abc

Los diez españoles «hechos de talento»

Actualizado:

Durante la última primavera, varias ciudades nacionales aseguraban estar «hartas» de los españoles. Un total de seis carteles publicitarios con este lema y acompañados de la fotografía de personas aparentemente extranjeras con cara de pocos amigos llenaron de polémica las calles de España. Sin embargo, la ingeniosa campaña de publicidad escondía algo más.

En realidad se trataba de un poderoso reclamo publicitario para dar a conocer «Hechos de Talento», una iniciativa privada sin ánimo de lucro promovida por ClearChannel y ESIC para destacar el talento y la creatividad «Made In España». En realidad, los europeos no están hartos de los españoles. De hecho, parecen valorarlos más incluso que nosotros mismos.

El secreto se desveló en la segunda fase del programa, cuando las vallas publicitarias cambiaron se lavaron la cara y pasaron a exhibir un «Españoles. Hechos de talento». Se lanzó una página web en la que se podían proponer españoles para ser elegidos para el proyecto. ¿El premio? ser reconocidos por el Alto Comisionado de la Marca España como «españoles con talento» y protagonizar la nueva campaña en soportes de Clear Channel a nivel mundial, en 17 países, a favor del Talento español.

Un total de 545 personas se presentaron al proyecto, exponiendo su carrera profesional a los votos de los usuarios. Durante los últimos seis meses, todos los usuarios que lo desearan podían acceder a la web y votar por las candidaturas. Los cincuenta candidatos más votados, procedentes de 10 ámbitos profesionales distintos, fueron seleccionados como finalistas. Y entre ellos, diez han sido elegidos por un jurado específico como ganadores.

El pasado viernes se dio a conocer sus nombres. En un acto organizado por ClearChannel y ESIC y presentado por el periodista Fernando Ónega, los «talentos» fueron presentados ante varios medios de comunicación. Bill Derrenger, Consejero Delegado de Clear Channel España destacó en la presentación que el proyecto «es muy innovador. Primero, porque hemos logrado aglutinar a otras empresas del mundo de la comunicación, de la publicidad y de la educación en esta idea colaborativa y sin ánimo de lucro. Segundo, porque hemos dado visibilidad y relevancia al talento anónimo de cientos de españoles. Y tercero, porque por primera vez, una empresa de publicidad exterior ha puesto al servicio de su compromiso desinteresado con la sociedad española sus soportes en 17 países de América, Europa, Asia y Oceanía».

Diez historias

De un atleta crossfit amputado de ambas piernas a una investigadora contra el cáncer, pasando por un cocinero o un periodista de investigación. Los diez seleccionados –cinco mujeres y cinco hombres, la mayor parte de ellos menores de cuarenta años– pertenecen a otros tantos ámbitos laborales. La mayoría lamentan la poca autoestima de los españoles en este ámbito. Muchos incluso tuvieron que salir para desarrollar su carrera.

«Los músicos españoles están muy bien valorados fuera. En España me siguen identificando como 'joven promesa', aunque ya cuento con cierto bagaje internacional», asegura una de las ganadoras, Isabel Villanueva, concertista de viola. Un caso similar ha vivido Fátima Valdés, investigadora científica: «En España pedí varias becas para el doctorado, pero no conseguí ninguna». En la actualidad, Valdés vive en Australia y dirige su propio equipo de investigación contra el cáncer.

En menos de un año, Carla López y Emilia Arzúa, diseñadoras, pasaron del anonimato a obtener premios por sus productos en Nueva York. Las redes sociales ayudaron a la difusión de sus bolsos, pero no obtuvieron ningún tipo de subvención. Eso sí, en cuanto Beyoncé utilizó uno de sus complementos, el auge de la marca fue imparable.

Otros de los premiados han pasado por los medios de comunicación españoles. Es el caso de Fran Vicente, que fue finalista del programa «Top Chef». «La televisión me ha dado visibilidad, ha impulsado mi carrera. Aún así, nosotros somos cocineros no personajes mediáticos», explica Vicente.

Alicia Asín, por su parte, es una emprendedora. Creó Libelium, dedicada al «internet de las cosas» en 2006 y mediante «esfuerzo e investigación» hoy cuenta con decenas de empleados y exporta el 90% de su producción. «No tenía contactos al principio, empecé desde cero. Le puede pasar a cualquiera», asegura Asín.

El talento español dio muestras de fortaleza el pasado viernes en el acto de ClearChannel y Esic. Ideas, esfuerzo y ganas se dieron cita en la Residencia de Estudiantes de Madrid, a la espera de un reconocimiento dentro de nuestras fronteras. Como dijo Fernando Ónega durante su intervención: «Hay mucho talento en este país. Mucho talento esperando la linterna que lo descubra y le diga, como a Lázaro, levántate y anda».