Cristiano, durante la final contra el Liverpool - AFP / Vídeo: Cristiano rectifica y reconoce que no es momento de hablar de su futuro
Final de Champions

Cristiano Ronaldo: «Fue muy bonito estar en el Real Madrid»

El portugués se carga la fiesta blanca con unas enigmáticas e inoportunas palabras en las que insinúa una posible salida del club

Actualizado:

Se sucedían los abrazos, las caricias, los saltos. Euforia blanca en el Olímpico de Kiev, disparada la alegría en el Real Madrid con la conquista de la decimotercera Copa de Europa de su historia. Una noche para recordar, un 3-1 al Liverpool cargado de emoción y con momentos tremendos como el golazo de Gareth Bale, héroe de la cita. Faltó el tanto de Cristiano Ronaldo, sí, al que un espontáneo le perturbó en la última acción de la final. La noticia, sin embargo, llegó poco después de levantar la copa.

Cristiano Ronaldo acudió a los micrófonos de BeIN Sports y quiso ser protagonista con unas declaraciones muy llamativas e inoportunas. Lanzó una bomba que luego quiso desactivar, pero lo cierto es que complicó aún más la situación cuando atendió a Antena 3. De pena.

La frase de Ronaldo es literal y no vale la excusa de la interpretación periodística: «Fue muy bonito estar en el Real Madrid», soltó el delantero. «Ahora es el momento de disfrutar y en los próximos días daré una respuesta a los aficionados, que esos sí han estado siempre de mi lado», añadió. Todo con una cara poco apropiada para un campeón de Champions. «Ahora hay que disfrutar el momento, hicimos historia, que es lo que buscamos y el futuro de cualquier jugador no es importante, lo importante es que hicimos historia», resumió.

En un periquete, dejó de hablarse de la decimotercera y todo el mundo se preguntó por Cristiano y su enigmático mensaje. Además, mantuvo la intriga. ¿Tienes dudas sobre tu futuro?, le preguntaron. «No tengo dudas. No es importante ahora. Hay que disfrutar de este momento, descansar un poco e ir con la selección. Pero no es importante. Lo importante es el equipo y los próximos días ya veremos». Y se quedó tan tranquilo.

Rápidamente, a todos los protagonistas del Real Madrid se les cuestionó sobre ese bombazo. Y habló Florentino Pérez. «No voy a entrar en temas personales. Siempre se habla de esto y luego nunca pasa nada. Yo estoy encantado de que Cristiano tenga cinco Copas de Europa como yo», expuso el presidente. «La relación con él es muy buena, como con todos. Pero hoy es el día del club. Son cuatro Copas de Europa en cinco años, yo no me salgo del guión. Estamos todos felices, no hay más que verlo». Ante la insistencia de los redactores, el mandamás zanjó el asunto. «Entenderá que no le haga ni caso. Acabamos de ganar una Copa de Europa, no me molesten con eso, déjenme disfrutarla. Va a seguir siendo feliz en el Madrid. Tiene contrato y no estoy para hablar de nadie a nivel particular. Ni caso, voy a celebrarlo con todos».

Entró en el debate Sergio Ramos, voz autorizada del vestuario y amigo de Cristiano. «Él habla del resumen de esta temporada, no creo que detrás de esas declaraciones haya nada más. Meta goles o no, él es una pieza clave para nosotros y lo ha demostrado en los últimos años. No estaría mejor en ningún sitio que no fuese el Real Madrid».

Otro capitán, Marcelo, compartió su opinión a su manera. «Creo que se va a quedar. Yo estoy contento y él también lo estará. Yo no soy quien decide, pero creo que se queda». Y Karim Benzema, uno de los hombres de la final, envió un recado a su compañero. «¿Dónde vas a ir, Cristiano?. Se queda con nosotros, ya está. Le necesitamos».

Bale insinúa su salida

Fue una fiesta rara, alterada por esa incontinencia de Cristiano Ronaldo cuando no tocaba. Pero también se saltó el guión Gareth Bale. «Tuve una lesión a principios de temporada que me mantuvo cinco o seis semanas fuera, pero luego he estado bien, en forma, y no he tenido continuidad. Necesito jugar todas las semanas y eso, por una razón u otra, no ha sucedido», declaró a BT Sport. «Este verano tengo que sentarme con mi agente y ver qué hago».

«Estoy muy decepcionado por no haber sido titular esta noche, ya que creo que lo merecía. El entrenador toma esas decisiones y hay que respetarlo. En cuanto supe que iba a salir lo único que quería era tener un impacto positivo», sentenció.