Última Hora El Parlamento escocés votará el referéndum de independencia el martes

Premier

El Leicester despide a Ranieri

El técnico italiano guió la pasada temporada al club al primer título de liga de su historia

Claudio Ranieri, durante el Sevilla-Leicester - Reuters

Un día después de la derrota del Leicester en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán de Sevilla (2-1) en la ida de los octavos de final de la Champions League, el club inglés ha despedido a su entrenador, Claudio Ranieri, según ha confirmado el propio club en sus medios oficiales.

«Esta ha sido la decisión más difícil que hemos tenido que tomar en casi siete años desde que King Power tomó posesión de Leicester City. Pero estamos obligados a poner los intereses del club por encima de cualquier sentimiento personal, por fuerte que pueda ser (...) Nunca fue nuestra expectativa repetir las hazañas extraordinarias de la temporada pasada. De hecho, la supervivencia en la Premier League fue nuestro primer y único objetivo al comienzo de la campaña. Pero ahora nos enfrentamos a una lucha para alcanzar ese objetivo y sentimos que es necesario un cambio para maximizar la oportunidad que presentan los últimos 13 partidos». De esta sorprendente forma ha anunciado Aiyawatt Srivaddhanaprabha, vicepresidente del Leicester City, la destitución de Claudio Ranieri.

El técnico italiano guió la pasada temporada al Leicester a la conquista del primer título de Liga de su historia, aunque este curso el conjunto inglés, que el pasado 7 de febrero ratificó su confianza en Ranieri, está luchando por evitar el descenso.

El Leicester City corre el peligro de convertirse en el primer campeón que desciende a la segunda división desde que el Manchester City ganara el título en 1937 y bajara en la temporada siguiente.

El Leicester, cuarto por la parte baja de la clasificación, recibirá el próximo lunes al Liverpool en la jornada 26 de la Premier Liga. El vigente campeón, a un punto del descenso, no ha marcado ni un solo gol en la liga inglesa desde que comenzara 2017, dos meses en los que los «foxes» han encadenado un empate y cinco derrotas. Además, la semana pasada quedaba eliminado de la FA Cup por el Millwall, conjunto de Tercera división.

Después de la conquista de la Primer, el pasado 2 de mayo de 2016, las expectativas esta temporada eran altas, pero el Leicester sólo ha dado la talla en la Champions League, competición en la acabó líder en la fase de grupos y ahora se encuentra a un gol de poder eliminar al Sevilla.

El milagro de Ranieri

Ranieri, que llegó al banquillo de los «foxes» en julio de 2015 como reemplazo de Nigel Pearson, logró lo imposible -5000 a 1 en las casas de apuestas británicas antes de iniciarse la temporada- y se coronó campeón de liga en su primer curso, con un equipo que se había salvado milagrosamente del descenso unos meses antes. «Su condición de entrenador más laureado en la historia del Leicester City no tiene discusión. Sin embargo, los resultados este curso en la campaña doméstica han hecho que la permanencia en la Premier League esté en duda, por lo que la junta directiva cree que es necesario un cambio en la dirección», informó el conjunto inglés a través de un comunicado. «Aunque es doloroso, es una decisión que se ha tomado pensando siempre en los mejores intereses para el club», señaló el Leicester en la nota.

Después de una primera campaña de ensueño, en la que los «foxes» levantaron su primer título de liga en los 133 años de historia del club, esta temporada los resultados no han acompañado. Curiosamente, el pasado 7 de febrero la junta directiva del Leicester dio un voto de confianza a Ranieri, de 65 años, y le aseguró que tenía su «apoyo incondicional».

Dieciséis días después, el conjunto del centro de Inglaterra, eliminado de la FA Cup y sin estrenar su casillero de triunfos en la liga en este año 2017, anunció por sorpresa la marcha del preparador transalpino. «Esta ha sido la decisión más difícil que hemos tenido que tomar en los siete años que llevamos en el King Power Stadium. Pero tenemos que mirar por los intereses del club a largo plazo, sin pensar en los sentimientos personales, por muy fuertes que sean», dijo Aiyawatt Srivaddhanaprabha, vicepresidente de la entidad.

«Estaremos siempre eternamente agradecidos a Claudio por todo lo que nos ayudó a conseguir. No esperábamos repetir la hazaña del pasado año; de hecho, la permanencia en la Premier League era nuestro primer y único objetivo. Pero ahora tenemos que pelear por lograrlo y creemos que es necesario un cambio de cara a los últimos 13 partidos de liga», añadió el directivo.

El club ha confirmado que, tras la marcha de Ranieri, que se va junto a sus ayudantes, serán Craig Shakespeare y Mike Stowell, segundo entrenador y ayudante en el primer equipo, respectivamente, los encargados de dirigir las sesiones de entrenamiento y los partidos hasta que la junta nombre a un nuevo inquilino para el banquillo.

Toda la actualidad en portada

comentarios