fútbol

Cardenal: «La sanción de la UEFA al Barça es una llamada de atención a Cataluña»

El presidente del Consejo Superior de Deportes considera que Cataluña debe dejar de usar políticamente el deporte

Miguel Cardenal, presidente del Consejo Superior de Deportes
Miguel Cardenal, presidente del Consejo Superior de Deportes - josé Ramón ladra

El presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), Miguel Cardenal, se ha referido este miércoles, en El Partido de las 12 de la Cadena COPE, a la sanción al Barcelona por las esteladas en la final de la Champions.

«Creo que es una llamada de atención para que en Cataluña dejen de usar políticamente el deporte y que, en tantas cosas en las que han perdido el sentido de la realidad, ver lo que ocurre en el resto del mundo, en este caso en la federación europea, les vuelva a la cordura que en algunos de estos aspectos evidentemente han perdido», ha afirmado.

Cardenal ha asegurado que es algo completamente lógico. «Yo me he acordado del presidente de la Generalitat, que el día de la final de Copa dijo que el gobierno español había hecho el ridículo. Espero que hoy se haya dado cuenta de que quien hizo el ridículo fue él, y que lo diga», ha comentado en alusión a la iniciativa de la Comisión Antiviolencia de investigar la pitada al himno nacional en la final de Copa entre Barça y Athletic Club.

Cardenal también se ha referido a la palabras del conseller de Presidencia, Francesc Homs, quien denunció por esto que el Gobierno tiene «tirria» a Cataluña y hace el «ridículo hasta unos límites insospechados» con la pitada al himno.

«Me he acordado del conseller Homs, que dijo que el Gobierno tenía manía a los catalanes, espero que salga mañana, si no lo ha hecho hoy, a decir que la UEFA tiene manía a los catalanes, y me he acordado del señor Vilarrubí, que hablaba de la libertad de expresión y otras historias, pues que se lo cuente a la UEFA, que se lo cuente al mundo del deporte internacional», ha agregado.

Tras la apertura del expediente por la UEFA, el Barcelona presentará alegaciones antes del próximo día 15. El club se enfrenta a una multa económica que podría alcanzar los 60.000 euros o, incluso, el cierre de alguna zona del Camp Nou en un próximo partido de la máxima competición continental.

Toda la actualidad en portada

comentarios