Fútbol

Fútbol / LIGA BBVA | JORNADA 20

Tortazo del Barça en Anoeta

Día 19/01/2013 - 21.19h
Temas relacionados

Pierde ante la Real Sociedad su primer partido de la Liga después de ponerse con 0-2 en la primera parte

Real Sociedad
3
Barcelona
2

Y de repente, casi sin quererlo, llegó el día. El Barcelona perdió en San Sebastián su primer partido de la temporada de la forma menos pensada, claramente superior durante buena parte del primer tiempo y desconocido a partir de la expulsión de Gerard Piqué al poco de la reanudación. Del feliz 0-2, que parecía definitivo por cómo se desarrollaba la tarde, se pasó el 3-2 de Agirretxe con el tiempo ya cumplido, una explosión de felicidad en Anoeta para premiar el esfuerzo de toda su gente. La Real Sociedad desconectó al poderoso líder y le da sentido al fútbol. Nadie es invencible.

Ni siquiera este Barcelona, orgulloso después de firmar la mejor primera vuelta de la historia con ese 55 de 57 que tanto ha sonado estos días. En el primer capítulo de la segunda, tortazo, resbalón permisible por el colchón de puntos que tiene con respecto a sus perseguidores, pero seguro que la derrota tiene recorrido porque es el segundo encuentro consecutivo en el que el Barcelona no gana. Y eso sí que es noticia.

Ante la Real Sociedad, un cliente por norma complicado en Anoeta para los azulgrana como ya evidenció el pasado curso, el líder se propuso prolongar su estratosférica racha sin pensar en la Copa y en su trascendental duelo del jueves ante el Málaga, en donde parte con un resultado adverso por el 2-2 del Camp Nou. Iba todo como quería, todo según lo planificado, pero descubrió una sensación que jamás había tenido antes en esta Liga. Su casillero de derrotas ya suma.

En una tarde desapacible en San Sebastián, tan común la escena por esas tierras, el Barcelona tropezó ante un atrevido oponente. La Real, orgullosa, escogió su forma de vivir y ante todo quiso dar la cara, arriesgado ante un equipo de la magnitud del Barcelona porque se puede acabar de muy mala manera. Su propuesta fue del todo insensata hasta que consiguió meterse en el partido hacia el final del primer tiempo, minutos en donde regeneró la ilusión perdida a los seis minutos.

Fue lo que tardó Messi en destrozar los esquemas de Montanier, a quien se le cuestiona irremediablemente porque no acaba de casar con la grada blanquiazul. El argentino, que dos minutos antes había fallado lo que nunca falla, recogió un balón de Iniesta después de una mala entrega de Bravo y empleó una sutileza abrumadora para llevar la pelota a la red. No necesitó potencia, simplemente precisión. Es su décima jornada consecutiva marcando en la Liga, algo que antes sólo habían logrado Mariano Martín y Ronaldo.

A la Real le penalizó de entrada esa línea excesivamente avanzada y corrió con la lengua fuera detrás del balón, bien movido por el mejor equipo que se le presupone a la plantilla azulgrana. Vilanova no pensó en la Copa ni en lo que depara la cita del jueves contra el Málaga y jugó con todo, el once de gala que empieza siempre por Valdés. El portero ha sido el protagonista de esta semana después de que proclamara a los cuatro vientos que no seguirá en el club a partir de 2014, pero hasta entonces será el titular. Palabra de Vilanova.

El Barça dedujo que lo tenía todo hecho cuando Pedro firmó el segundo poco después de disparar al palo. El canario, reconciliado con el gol, rubricó una magnífica jugada con un puñado de toques y en la que asistió Dani Alves, tan decisivo en ese gol como en el primero de la Real Sociedad. Así es el brasileño de esta temporada, una contradicción permanente.

Porque la Real se creyó que podía justo al filo del descanso con un remate de Chory Castro completamente libre de marca, más solo que la una dentro del área. Era por la zona de Alves, que en su cobertura olvidó proteger el lateral y quedó retratado. De la sentencia dos minutos antes, con un palo de Messi en el mano a mano ante Bravo, a darle valor a la velada.

A partir de ahí, la Real Sociedad creció de forma encomiable, volcánico su despertar en la reanudación. Apretó los dientes y le discutió la pelota al mismísimo Barça, que aceptó que iba a ser un camino complicado a partir de la expulsión de Piqué con 35 minutos por delante. El central vio la segunda amarilla y al rato, en plena efervescencia, Castro volvió a marcar con un remate que desvió Mascherano para despiste de Valdés. El Barça estaba aturdido, no era el Barça.

Pocas veces se le ha visto en una situación tan crítica a lo largo del año, obligado a arremangarse para mantener el equilibrio ante la tormenta. En inferioridad, nunca llegó a recomponerse del todo y sólo Iniesta parecía dispuesto a modificar el panorama, demasiado solo en su intento. Mal ajustadas las líneas, y mientras daba por bueno el empate, Agirretxe firmó la remontada y humanizó al Barcelona. Siempre hay una primera vez.

Ficha del partido

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
Patrocinado por BBVA

Resultados

Sigue ABC.es en...

ABC Real Madrid

REAL MADRID

Las lesiones de Bale en el Real Madrid

R. C. Tiene dañado «el músculo piramidal derecho», su séptimo contratiempo como futbolista blanco, y es baja para el clásico

Más información en Real Madrid

Buscador deportes

Resultados, datos y estadísticas deportivas

Buscar »
Lo último...
Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.