Fórmula 1

Fórmula 1

El punto débil de Sebastian Vettel

Al piloto alemán le molesta que no se hable de él como un campeón, sino de su coche volador

Día 17/11/2012 - 15.04h

Hay un detalle que encandila a los ocupantes de la guarida personal de Fernando Alonso, el círculo cerrado de personas que acompaña por el mundo al piloto asturiano. Es el tembleque en las piernas que muestran los integrantes del equipo Red Bull cuando se acerca el final de las carreras en las últimas semanas y que se plasma en ese tintineo nervioso de Chris Horner o Adrian Newey frente al panel de televisores en el muro. Vettel suele consumir los neumáticos en los tramos decisivos de las carreras y esa desazón para los propietarios del coche más veloz tiene nombre y apellido: Fernando Alonso, siempre en persecución del alemán.

El asunto no ha pasado inadvertido para Alonso, que se apresta a vivir en Austin el primer punto de partido del curso. Si gana Vettel y él no supera la quinta posición, el germano conquistará su tercer título con 25 años. Y el español está jugando otro partido fuera de la pista, el que tiene que ver con las declaraciones, las estrategias de carrera que plantea Ferrari, las salidas y demás componentes que no son la velocidad pura de los monoplazas.

A Vettel le molesta sobremanera que sus propios compañeros y ex pilotos que han pasado por la F-1 hablen de su coche volador, el Red Bull que diseña Adrian Newey, y no tanto de su estilo de pilotaje y sus virtudes como campeón. Y hace ya unas semanas que Alonso decidió minar la moral de su adversario por ese flanco. "No compito contra un piloto, sino contra Adrian Newey", dijo.

Excesivo en las formas

Vettel descubre un comportamiento de rasgos excesivos. Desde hace mucho tiempo su actitud cambia en función del resultado de los grandes premios. Si gana, luce el dedo índice a las cámaras en señal de número uno, se explaya en las ruedas de prensa en explicaciones profusas y a veces tediosas sobre válvulas, ritmos y demás, y muestra una sonrisa de oreja a oreja en los periódicos del día siguiente. Si no logra la victoria, su programa público se reduce. No exhibe el dedo, contesta con monosílabos a los periodistas en la conferencia obligatoria de la FIA y se pasea ceñudo. Es otra persona.

El argumento que tantas veces se ha esgrimido contra Fernando Alonso (gana él y pierde el coche, suelen relatar sus críticos) es el manual de comportamiento del alemán cada fin de semana de Fórmula 1. Sucede que el eco de sus manifestaciones y gestos no llega a España. Se queda en la patria de Angela Merkel.

«Reacciona como un niño», ha sentenciado un personaje intransferible de la Fórmula 1, el ex piloto canadiense Jacques Villeneuve, campeón del mundo en 2007. A Villeneuve le gustó siempre hablar claro, llevar monos muy holgados y escuchar rock and roll. Tipo diferente sin pelos en la lengua. «Alonso permanece en calma, tranquilo y racional. Vettel, la mayoría de las ocasiones, se enfada, chilla y levanta el dedo», enjuicia.

No hay que remontarse muy atrás para cotejar las palabras del piloto canadiense. Vettel y Alonso comparecieron juntos ante los medios de comunicación y ante la misma pregunta se apreciaron las diferencias entre uno y otro. ¿Qué significaría un tercer título (ambos lo pueden lograr)? «Sería increíble, obviamente después de una temporada tan difícil... Significaría mucho y posiblemente no encontraría las palabras adecuadas...». Y así siguió Vettel, bla, bla, bla, hasta 152 palabras en una contestación pelín vacía de contenido pero extensa. Alonso fue conciso y realista en su parecer: «tenemos que esperar y ver. Vamos a concentrarnos en nuestro trabajo y tratar de hacer un buen fin de semana».

«Alonso merece el título»

Niki Lauda, el ex campeón austriaco ahora metido a comentarista, considera que «Fernando Alonso es el mejor piloto. Es el más duro, el más completo y el más inteligente». Jacques Villeneuve ha opinado que «Sebastian es muy rápido, pero Fernando es el mejor piloto y el que más merece el título en 2012».

Pilotos y coches descubrieron ayer el magnífico circuito de Austin, una pista estupenda, ancha, divertida, con pronóstico de lío seguro en la primera curva, que mostró un evidente déficit de público en las gradas. Los norteamericanos están más acostumbrados a los ovales, la nascar y este tipo de pruebas y han desertado en esta primera aproximación al trazado texano. Vettel espera un título, pero también un reconocimiento general. Lo exige su orgullo competitivo. Alonso intenta salvar el punto de partido en Estados Unidos atacando el hígado de su contrincante.

Compartir

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es en...

Vídeos de motor
Buscador deportes

Resultados, datos y estadísticas deportivas

Buscar »
Lo último...

ABC Real Madrid

REAL MADRID

Ancelotti: «Cristiano es el jugador más completo que conozco»

TOMÁS GONZÁLEZ-MARTÍN. A los 29 años, CR7 no deja de sorprender. «Dedica su vida a ser el mejor». Es autodidacta en su preparación para ponerse a tope

Más información en Real Madrid

    Vídeos de deportes
  • Callejón, tras lograr un doblete ante el Inter

    Deportes

  • Barcelona 83-81 Bayern...

    Deportes

  • Estocolmo - Berdych se...

    Deportes

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.