Atletismo

Increíble lección de deportividad en el maratón de Dallas

Una estudiante de 17 años no duda en dejar de correr para ayudar a la atleta que iba a ganar y que desfalleció pocos metros antes de la meta

Actualizado:

Ariana Luterman no ganó el maratón, pero sí el reconocimiento de la comunidad del deporte internaiconal al demostrar que la solidaridad está por encima de los resultados. La estudiante de 17 años realizaba unos de los relevos del maratón de Dallas cuando vio a su lado cómo desfallecía Chandler Self a pocos metros de la meta. Sin dudarlo, Luterman socorrió a la atleta y la acompañó hasta cruzar la línea y convertirse así en vencedora de la prueba.

Como muestra de agradecimiento, la familia de Self comentó que Luterman debería ser acreditada como campeona también de la prueba, pues, aun después de ayudar a Self, aplaudió cuando esta fue socorrida por una silla de ruedas.

No obstante, la solidaria acción no estuvo exenta de polémica, pues los atletas no puede ser ayudados a llegar a la meta. Como ya ocurriera en la otra imagen del deporte en el que los hermanos Brownlee se ayudan el uno al otro en un momento de desfallecimiento.

Sin embargo, la organización consideró que Self llegó a la meta con la ventaja suficiente para que esa solidaridad que recibió en los últimos metros hubiera supuesto un cambio en los resultados finales.