Toros

Cumbre torera y ganadera de El Juli en Hogueras

Corta tres orejas y lidia una gran corrida del Freixo en Alicante

El Juli sale a hombros
El Juli sale a hombros - Efe
ROSARIO PEREZ Alicante - Actualizado: Guardado en: Toros

En nombre de su maestro, Gregorio Sánchez, El Juli dictó una lección de tauromaquia. Pero no solo vivió una tarde torera cumbre, sino también ganadera: gran corrida del Freixo, que embistió de principio a fin. El madrileño toreó a placer con el capote, en un precioso saludo y en el personal quite por chicuelinas con el compás abierto al segundo. Excelso brotó luego el prólogo, con muletazos rodilla en tierra torerísimos. Con cabeza privilegiada -que no es noticia-, entendió a la perfección al toro de su divisa, al que concedió distancias y tiempos precisos, con hondura y gusto, hundido en la arena. Un prodigio de faena en la que desempolvó todo el toreo aprendido. Era de dos orejas, pero el palco le denegó una, tal vez por la imperfección del acero. Incontestables fueron las que arrancó al extraordinario quinto, con el que enseñoreó su izquierda, barriendo el polvo en naturales de asiento, largura y mando. También a derechas cuajó tandas tremendas, en figura siempre y sin perder la ambición. Sonreía el torero, que gozó de la embestida del «Tirachinas» que él mismo había criado, premiado con la vuelta al ruedo.

Al cielo, en honor a Fandiño, izó su montera Ureña, que había revolucionado en un firme quite por gaoneras y saltilleras. La llama creció con unos estatuarios en el platillo para avivarse más en unos derechazos despatarrado, despacioso y asentado con el enclasado animal. Buscó, y encontró, el temple en escenas de pureza y emoción, epilogadas con bernadinas. La tardanza en caer del toro enfrió la posible doble petición y el premio quedó en una oreja. Faltó algo de gobierno, aunque no autenticidad, con el más brusco sexto.

Paquirri, sustituto de Roca Rey, sorteó un estupendo lote e inauguró el marcador en el excelenteprimero por una deseosa faena, mientras que en el cuarto surgió la división de opiniones por quiene recriminaban colocación. Aunque para división la idea materializada de que ocupara el puesto de un joven... ¿Dónde estaba, por ejemplo, Juan del Álamo? "Así está esto", se oyó.

Toda la actualidad en portada

comentarios