Gallo Manel Navarro La respuesta de Manel Navarro a su gallo en Eurovisión 2017: "Un invitado no deseado"

El español ha querido bromear en redes sociales sobre su desafine en la final del festival

JAVIER ESCARTÍN Enviado Especial A Kiev - Actualizado: Guardado en: Cultura Eurovision

Manel Navarro no ha tenido fortuna durante su actuación en la gran final del festival de Eurovisión, que se ha celebrado esta noche en Kiev (Ucrania) El artista español, visiblemente nervioso, ha desafinado en el agudo principal de la canción. Un gallo que ha empeñado su participación en Eurovisión. (Así ha sido la actuación de Manel Navarro en Eurovisión 2017)

Lejos del desánimo, el español ha querido quitarle hierro al asunto y ha publicado minutos después de bajarse del escenario un divertido tuit en el que dice: "Gracias a todos. Estar sobre ese escenario ha sido la mejor experiencia de mi vida. Aunque se haya colado un invitado no deseado...". El tuit viene acompañado de un gallo en zapatilla que corre despavorido ante la presencia de la cámara.

Manel Navarro ha puesto esta noche punto y final a una candidatura lastrada desde un principio por las acusaciones de amaño durante la elección del candidato español en la gala emitida por TVE el pasado mes de febrero. Fruto de esa oleada de denuncias, acusaciones y sospechas de fraude, el bagaje y apoyo hacia el artista catalán se han visto sensiblemente afectados durante estas últimas semanas, convirtiéndose probablemente en el cantante español menos respaldado en muchos años. Fruto de esa situación, varios fans españoles abuchearon al artista durante su actuación. Algo que no recogió el sonido ambiente de la transmisión pero que sí pudo escucharse dentro del estadio.

El español ha quedado finalmente último con solo cinco puntos otorgados por el televoto. Es el quinto farolillo rojo para España después de los de Víctor Balaguer en 1962, Conchita Bautista en 1965, Remedios Amaya en 1983 y Lydia en 1999.

Tras la final, el artista ha comparecido ante los medios españoles para expresar su tristeza por el resultado cosechado en la final del festival de Eurovisión. El artista catalán ha sido último en dicha gala con sólo cinco puntos del televoto, el quinto farolillo rojo de España en la historia eurovisiva. "No me voy triste a casa, aunque es verdad que no me esperaba quedar último y el momento de la green room ha sido duro", ha reconocido ante la prensa un Manel que no ha querido hacer autocrítica de su paso por Eurovisión. "Hemos hecho un trabajo muy bueno. Ha sido una experiencia que voy a recordar siempre para bien. Tal vez la canción no ha gustado y no era eurovisiva. Pero autocrítica, ninguna".

Toda la actualidad en portada

comentarios