Cultural

Cultural / libros

El manual de Bernard Shaw para mujeres inteligentes

Día 26/02/2013 - 15.06h
Temas relacionados

Ve la luz en español el manual político de Shaw (RBA). Es recordado por «Pigmalión» y por la sutil comicidad que impregna sus textos. Provocador, cayó rendido ante la Rusia soviética y nunca se retractó

Provocador y peligrosamente inclinado hacia las ideas autoritarias en muchas fases de su vida, siempre apasionado en sus convicciones y en su anticonformismo, ganar un Oscar en 1938 por el guión de «My Fair Lady», basado en su célebre obra de teatro «Pigmalión» (1912), no le supuso un honor excesivo al poco amante de las convenciones George Bernard Shaw (Dublín, 1856-Hertfordshire, Inglaterra, 1950). Se cuenta la anécdota de que utilizaba la estatuilla para atrancar las puertas de su casa.

Shaw, uno de los cuatro premios Nobel de Literatura irlandeses del pasado siglo, junto a Yeats, Beckett y Seamus Heaney, fue autor de una producción monumental que incluye más de sesenta obras de teatro, cinco novelas, numerosas críticas de música y ensayos, panfletos políticos compuestos para la Sociedad Fabiana, a la que pertenecía (y de la que surgiría el Partido Laborista británico), así como una correspondencia que se calcula en más de 250.000 cartas, muchas de ellas dirigidas a amigos tan conocidos como Chesterton, H. G. Wells o T. E. Lawrence.

Recordado por «Pigmalión», «La profesión de la señora Warren» o «César y Cleopatra», es también a menudo evocado a través de geniales y desternillantes aforismos que revelan el humor delicioso y la sutil comicidad que planeaba por sus textos. Un humor que aligeraba la gran variedad de temas políticos, sociales, artísticos, religiosos, filosóficos o en torno a la emancipación de la mujer, la eugenesia o la lucha contra la concentración de capital y de la propiedad privada, que incluía en cada uno de sus títulos, y que muchas veces eran introducidos a través de largos y prolijos prólogos que equivalían a auténticos ensayos.

Igual que Karl Marx

Comunismo y fascismo provocaban en la época de entreguerras encendidos debates entre los intelectuales europeos, desde Marinetti a Louis Aragon. Shaw, que había quedado cautivado por la lectura de Marx a los veinte años, no sería menos.

Criado desde sus comienzos en la fascinación por la Revolución rusa, en no pocas ocasiones cayó también en «flirteos con el fascismo», como se dice en su monumental «Manual de socialismo y capitalismo para mujeres inteligentes». El libro haría las veces de guía oand enciclopedia panfletaria de sus ideas, muchas veces erráticas y notablemente naifs. Shaw lo escribió didácticamente punto por punto –qué son el proletariado, el comunismo o el liberalismo; «cómo se pagó la guerra»; «el socialismo y los niños»– para ilustrar a su cuñada, la aristócrata Lady Cholmondeley, tras pedirle esta que «expusiera algunas de sus ideas sobre el socialismo para comentarlas con las mujeres de su círculo».

Si intelectuales como Gide se retractaron de sus iniciales apoyos a la Rusia soviética, ese no fue el caso de Shaw: «No visité la URSS hasta 1931. Durante diez días viví y viajé en perfecto confort (me trataron como si fuera Karl Marx en persona) y no vi los horrores que podría haber encontrado en las zonas deprimidas y los arrabales del Occidente capitalista».

Manual de socialismo y capitalismo para mujeres inteligentes

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
N. PULIDO El Museo del Prado comienza un ambicioso proyecto de investigación de sus cartones para tapices con una innovadora muestra
Cortos más vistos FIBABC 2014
«Mi momento»
«Mi momento»

Sigue ABC.es en...

Hoy en TV

Programación Televisión

Buscador de eventos
Búsqueda sencilla
Lo último...

Not Found


HTTP Error 404. The requested resource is not found.

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.