La estatua de Buddha, vendida por 3,2 millones de euros
La estatua de Buddha, vendida por 3,2 millones de euros - CHRISTIE'S

La baronesa Thyssen vende una obra de su colección por 3,2 millones de euros

Carmen Cervera ha dejado sin colocar otras dos piezas en la subasta, que ha tenido lugar en Christie's Nueva York

Nueva YorkActualizado:

La baronesa Thyssen ha vendido una figura de bronce de gran tamaño de Buddha de su colección de arte por 3,2 millones de euros, en una subasta celebrada en Christie's Nueva York bajo el título «Piezas de arte de la India, Himalaya y el Sur de Asia».

La casa de subastas ponía a la venta la mencionada figura, del siglo XIII o XIV, por un precio de salida de entre 497.000 y 663.000 euros, que se ha visto ampliamente sobrepasado. Sin embargo, Carmen Thyssen ha dejado sin colocar otras dos obras que también formaban parte de la puja: un estela de piedra negra de Umamaheshvara, del siglo IX, cuyo precio de salida oscilaba entre los 83.000 y los 125.000 euros; y una figura de bronce de Sambandar, con precio de salida entre los 497.000 y los 663.000 euros.

La venta de esta obra llega dos meses después de que el Ministerio de Cultura y la baronesa decidieran ampliar el plazo de negociación para la cesión de su colección al Estado hasta el 31 de diciembre.

Se trata de la tercera prórroga que se produce este año. En abril de 2016, la baronesa y el Gobierno renovaron la cesión gratuita de la colección por seis meses, en lugar de un año, como era habitual. Las partes ya habían acordado a principios de año una prorroga que finalizó el 30 de abril, a la que se sumó posteriormente otro aplazamiento que culminaba el pasado mes de julio.

Cuando el barón Hans Heinrich Thyssen-Bornemisza procedió al reparto del resto de sus cuadros y bienes entre los diversos miembros de la familia, el grueso de las obras pasó a su esposa, Carmen Thyssen. Dicho conjunto, integrado por obras de Canaletto, Fragonard, Courbet, Boudin, Monet, Sisley, Renoir, Degas, Gauguin, Rodin, Matisse, Picasso, Kirchner, conforma todavía hoy el núcleo central de la colección Carmen Thyssen-Bornemisza.