el 'indiana jones egipcio'

«Nefertiti y la piedra Rosetta volverán a Egipto»

El profesor Zahi Hawaas, el arqueólogo más famoso del mundo, visita España para promocionar en Fitur el turismo de pirámides y faraones en un Egipto "seguro"

MIGUEL LORENCI - Madrid - Actualizado: Guardado en: Cultura

Tiene fama de ogro, pero cuando quiere sabe mostrarse afable y simpático. Todo sin ocultar su ego. Zahi Hawass (Damieta, 1947), el egiptólogo más famoso de mundo, carga con gusto con el apodo de 'Indiana Jones egipcio'. Está de paso por España para promocionar el maltrecho turismo de pirámides y faraones, estimular un flujo económico vital y dar cuenta de sus últimos retos. Ministro de antigüedades con Mubarak, abandera la reclamación del rico e ingente patrimonio del antiguo Egipto disperso por el mundo. "Recuperar el busto de Nefertiti o la piedra Rosetta no es un sueño. Sé que los veremos de vuelta en Egipto", asegura risueño. Invita a los españoles a visitar su país "hoy absolutamente seguro". Hawass renunció al ministerio por el fracaso policial en la custodia de los milenarios tesoros del país durante las revueltas que tumbaron el régimen de Mubarak. Desligado de la política, el sumo sacerdote del cotarro arqueológico dice no haber perdido un miligramo de pasión. Su obsesión es detener expolios, atraer turistas y descubrir al mundo las tumbas de Keops o las de Cleopatra. "Estamos muy cerca", dice.

-¿Egipto ha superado la inestabilidad?

-Ha vuelto la normalidad. Los turistas que vayan a Luxor, Abu Simbel o Asuán pueden sentirse a salvo. Egipto es seguro. La prueba son los tres años sin un solo incidente con ningún turista. Tenemos graves problemas internos, es cierto, pero sabremos resolverlos.

-¿Visitarlos es vital para los yacimientos arqueológicos?

-Crucial. Sin turismo no hay rentas y ni posibilidad de mantener unos tesoros que son patrimonio de la humanidad. No lo olvidemos. Dejar de visitar las pirámides, la esfinge o el Valle de los Reyes supone una pérdida para toda la humanidad.

-¿Se han detenido el expolio y los robos en los enclaves arqueológicos?

-Han disminuido. Hay mucho más control. Mucha gente cree que bajo su casa hay oro y tesoros, y cometen atrocidades para buscarlos. Hemos de ser vigilantes y utilizar la tecnología más puntera, incluidos satélites que cubran todo el territorio egipcio para mantener a raya a los violadores y ladrones de tumbas. Los Hermanos Musulmanes destruyeron monumentos llevados por su intolerancia, pero el pueblo egipcio quiere turismo y asentar la normalidad.

-Tuvo problemas con la justicia y abandonó sus cargos. ¿Cuál es su situación?

-Todo está normalizado. Me acusaron sin fundamento y se sobreseyó la causa. Hoy soy un civil que escribe libros, da conferencias y colabora en documentales y con el Ministerio de Turismo. Estoy más que encantado con esta situación. No sé si volvería al Ministerio.

-Lleva años reclamando la piedra Rosetta al Reino Unido o el busto de Nefertiti a Alemania. ¿Es un sueño?

-No. Hemos recuperado ya más de 5.000 piezas. Por eso la revista Time me reconoció como el arqueólogo más influyente del mundo. Para mí no es una utopía recuperar esas piezas. Algún día veremos de nuevo en Egipto la piedra Rosetta del Museo Británico, el busto de Nefertiti, que está en Berlín, el de Ramsés II de Turín o la estatua del arquitecto de la pirámide de Kefrén, la segunda de Guiza, que está en Boston. Envié la primera carta a Alemania pidiendo la devolución de Nefertiti, estalló la revolución y nadie ha seguido mis pasos. No desespero. El sitio de estas joyas es Egipto. Soy optimista, pero es fundamental mantener la presión y me temo que ahora no se está haciendo.

-¿Reclama a España alguna pieza?

-No. Pero sí hay un museo privado en Barcelona al que se le podría reclamar algo.

-Anunció grandes sorpresas en la pirámide de Guiza. ¿La tumba de Keops?

-Los robots descubrieron en la Gran Pirámide tres puertas de acceso a otras tres cámaras.Creo que tras una de esas puertas está la cámara mortuoria de Keops. Mi reto es volver allí. Tenemos un acuerdo con la empresa inglesa del robot para avanzar en la investigación. Cuando el robot nos la muestre, será un descubrimiento más importante y fascinante que la tumba de Tutankamón. Él solo gobernó diez años y Keops una treintena. Lo que queda por descubrir en las pirámides es mucho más importante que lo que conocemos, que acaso es un 30%. Nos queda más de un 70%.

-¿Novedades sobre las tumbas de Cleopatra y Marco Antonio en Alejandría?

-Suponemos que ambos están enterrados al oeste de Alejandría. Hemos descubierto una gran necrópolis con la efigie de Cleopatra y un coloso. Hallar la tumba de Cleopatra sería otro bombazo superior a la tumba de Tutankamón. En el Valle de Los Reyes podríamos dar con la tumba de Tutmosis III o la de Ramsés VIII. Todas las reinas de la dinastía XVII estaban allí y hemos de localizarlas. Tenemos indicios de que cerca está la tumba de la mujer de Tutankamón, hija de Akenatón y Nefertiti.

-¿Le molesta que le llamen el Indiana Jones egipcio?

-Al contrario. Me agrada mucho y así se me conoce en todo el mundo. Además del sombrero, comparto con Indy la pasión, que ha sido clave en mi vida y trato de transmitir a los jóvenes. Me ganó cuando era un recién licenciado, mientras desenterraba mi primera estatua. Fue un enamoramiento que desde entonces no ha hecho más que crecer.

Toda la actualidad en portada

comentarios