Fusión de dos estrellas de neutrones
Fusión de dos estrellas de neutrones - ESO / L Calçada / M. Kornmesser

Seis descubrimientos asombrosos del telescopio Fermi

La mayor explosión jamás detectada, el choque de dos estrellas de neutrones, un mapa de todo el cielo... La nave espacial cumple diez años empleando los rayos gamma para estudiar algunos de los fenómenos mas extremos del Universo

MadridActualizado:

Este lunes, el telescopio espacial Fermi de la NASA cumplía una década utilizando los rayos gamma, la forma de luz de mayor energía en el Cosmos, para estudiar agujeros negros, estrellas de neutrones y otros objetos y eventos cósmicos extremos. Durante ese tiempo, el observatorio ha producido numerosos descubrimientos científicos, algunos de los cuales han revolucionado nuestra comprensión de la astrofísica.

En 1949, Enrico Fermi, un pionero italoamericano en física de alta energía y ganador del Premio Nobel, sugirió que los rayos cósmicos, partículas que viajan casi a la velocidad de la luz, podrían ser propulsados por ondas de choque de supernova. En 2013, el telescopio que lleva su nombre utilizó rayos gamma para demostrar que estos restos estelares son al menos una fuente de las veloces partículas.

«Fermi ha mejorado fundamentalmente nuestra comprensión de cómo opera el universo», afirma David Thompson, científico adjunto del proyecto Fermi en el Centro de vuelo espacial Goddard. «Esta nave espacial ha proporcionado evidencia de teorías largamente acariciadas y también ha obligado a la comunidad científica a reevaluar algunas de sus suposiciones», prosigue. A pesar de algunos inconvenientes, como estar a punto de chocar con Cosmos 1805, un difunto satélite espía soviético de la Guerra Fría, en 2012, o un fallo en uno de sus paneles solares hace un par de meses, los responsables de la nave dicen que esta está bien preparada para continuar las operaciones durante muchos años, «y esperamos muchos descubrimientos más sobre el universo de alta energía». Aquí recogemos algunos de los más importantes que ya ha realizado desde su lanzamiento al espacio.

123456
  1. La mayor explosión jamás detectada

    La explosión, captada por el telescopio Swift
    La explosión, captada por el telescopio Swift - NASA

    Explorando el cielo cada tres horas, el instrumento principal de Fermi, el Telescopio de área grande (LAT) , ha observado más de 5.000 fuentes individuales de rayos gamma, incluida una explosión llamada GRB 130427A, la explosión de rayos gamma más poderosa que los científicos han detectado jamás. Fue emitida por una estrella moribunda en una galaxia situada a 3.600 millones de años luz de distancia, en la constelación de Leo, y llegó a la Tierra en abril de 2013. La erupción, que probablemente provenía de una estrella que se convertía en un agujero negro, también impactó contra los sensores del telescopio espacial Swift de la NASA y pudo ser captada por un número récord de observatorios en tierra.

  2. El mapa de todo el cielo

    El mapa completo del cielo de Fermi
    El mapa completo del cielo de Fermi - NASA/DOE/Fermi LAT Collaboration

    El mapa de todo el cielo de Fermi logró revelar dos enormes estructuras que se extienden por encima y por debajo del plano de la Vía Láctea. Estas dos «burbujas» monstruosas abarcan 50.000 años luz y probablemente fueron producidas por el agujero negro supermasivo en el centro de la galaxia hace solo unos pocos millones de años.

  3. A la vez que las ondas gravitacionales

    Recreación artística de la fusión de dos estrellas de neutrones
    Recreación artística de la fusión de dos estrellas de neutrones - U. Warwick/M. Garlick

    El 17 de agosto de 2017, Fermi detectaba un estallido de rayos gamma de una poderosa explosión en la constelación de Hydra. Casi al mismo tiempo, el interferómetro láser del Observatorio de ondas gravitacionales del National Science Foundation detectaba ondas en el espacio-tiempo desde el mismo evento, la fusión de dos estrellas de neutrones. Se trataba de algo histórico, la primera vez que se detectaban ondas gravitatorias y de luz de la misma fuente. Los científicos también utilizaron otro estallido de rayos gamma detectado por Fermi para confirmar la teoría de Einstein de que el espacio-tiempo es suave y continuo.

  4. Antimateria lanzada al espacio

    El fenómeno se repite unas 500 veces cada día en el planeta
    El fenómeno se repite unas 500 veces cada día en el planeta - NASA

    Fermi también ha detectado más de 5.000 destellos de rayos gamma terrestres en la atmósfera de la Tierra asociados con tormentas eléctricas, así como partículas de antimateria que pueden provocar esos destellos. Los científicos estiman que se producen unos 500 estallidos como estos cada día, pero la mayoría no son detectados.

    Para saber más.

  5. Disparados del centro de la galaxia

    Los chorros de radiación gamma (en rosa) sobre la Vía Láctea
    Los chorros de radiación gamma (en rosa) sobre la Vía Láctea - DAVID A. AGUILAR (CFA)

    Gracias al telescopio Fermi, un grupo de investigadores del Instituto de Astrofísica Harvard Smithsonian descubrió en 2012 los restos de dos enormes «chorros» de radiación gamma que parecen surgir del centro de nuestra galaxia y que se adentran en el espacio, desde los polos norte y sur del núcleo, hasta una distancia de 27.000 años luz. Se trata de los restos, opinan, de un pasado reciente de intensa y violentísima actividad del gran agujero negro que en la actualidad parece «dormir» en el corazón mismo de la Vía Láctea.

  6. Una superllamarada que dura seis días

    Nebulosa del Cangrejo
    Nebulosa del Cangrejo - NASA

    El Fermi captaba una super llamarada proveniente de la nebulosa del Cangrejo, el impresionante remanente de una supernova situada a unos 6.300 años luz de la Tierra, en abril de 2011. La erupción de rayos gamma, fue cinco veces más poderosa que cualquier otra producida anteriormente por este objeto y duró seis días. Estos destellos cósmicos son tan potentes que pueden ser más luminosos que toda la galaxia que los cobija y destacan por encima de cualquier otro objeto del Universo. Por fortuna, esta nebulosa se encuentra lejos como para que sus mortales explosiones dañen nuestro planeta.