07-02-2014 / 15:49 h EFE

El director general de la Guardia Civil, Arsenio Fernández de Mesa, ha negado hoy que los agentes emplearan armas de fuego y pelotas de goma contra alguno de los al menos nueve inmigrantes subsaharianos que han fallecido ahogados cuando trataban de entrar a nado en Ceuta.

En declaraciones a la cadena Ser recogidas por Efe, Fernández de Mesa tilda de "muy injusto" que alguien pueda pensar que la Guardia Civil haya disparado a algún inmigrante cuando lleva muchos años defendiendo y "arriesgando su vida" por estas personas.

Ha negado tajantemente el empleo de armas de fuego en el mar, así como el lanzamiento de pelotas de goma, que sí ha admitido se usaron en la valla fronteriza para impedir el asalto que pretendía un número importante de subsaharianos.

Fernández de Mesa también ha señalado que la actitud de los inmigrantes de una agresividad "descomunal", ya que no solo arrojaron objetos y piedras a los agentes, sino que también llegaron a destrozar una garita de vigilancia y dañaron un vehículo.

Pese a esa violencia "absoluta" que no es la primera vez que se da en las fronteras de Ceuta y Melilla, el director ha defendido que los agentes del instituto armado actúan "con una ejemplaridad y un trato exquisito" hacia los inmigrantes.

"Lo que hace la Guardia Civil es cumplir y hacer cumplir la ley", ha reiterado Fernández de Mesa que también ha negado que hubiera alguna orden para actuar con más contundencia contra los inmigrantes que trataban de entrar en Ceuta.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2014
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD