España

España

Mónica Oltra, los dardos de «lady samarreta»

A esta diputada (de cuna alemana) se la conoce más por las leyendas de ataque a Camps y sus correligionarios grabadas en sus camisetas que por sus alegatos argumentados desde la tribuna valenciana

Día 17/02/2012 - 12.26h
abc
imagen anteriorimagen siguiente

Compartir

El «caso Gürtel» la disparó al estrellato. Mónica Oltra Jarque (Neuss, Alemania, 1969) exhibió en mayo de 2009 una de sus famosas camisetas de manga corta y leyenda al frente con el lema más ofensivo que encontró: el rostro del entonces presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, junto a las palabras serigrafiadas propias de los carteles del Lejano Oeste, «Wanted. Only Alive (Se busca. Solo vivo)», una leve modificación al uso del «vivo o muerto» de los «western». El gesto estético levantó tal polvareda que, mientras desataba las iras de los populares en Las Cortes Valencianas, se convertía en una especie de Juana de Arco para otros, de modo que se imprimieron camisetas y se vendieron «como churros». Pronto se la conoció popularmente como «lady samarreta (camiseta en valenciano)».

Entrevistas en los medios, apariciones estelares en programas como el del humorista Andreu Buenafuente en La Sexta -con la presentación a golpe de «hoy nos visita la política más cañera de la Comunidad Valenciana»-, una imputación por los incidentes en El Cabañal por su resistencia a los policías, acciones del lado de los indignados del 15-M en Valencia... La carrera de Oltra es fulgurante, aunque lo es más que por sus alegatos desde la tribuna parlamentaria por sus acciones y reivindicaciones de impacto visual.

abc
Resistencia en El Cabañal

De hecho, pocos recuerdan ahora que esta abogada y política protagonizó otro episodio conflictivo cuando militaba en las filas de Esquerra Unida del País Valencià (IU en la Comunidad, dentro de la coalición de Compromís pel País Valencià) de donde, a raíz de numerosas discrepancias internas, fue expulsada junto a Mireia Mollà y otros militantes. Posteriormente, crearon el partido Iniciativa del Poble Valencià, del que ejerce como portavoz y que se coaligó con Compromís en los comicios autonómicos y municipales.

Es desde la poltrona de Las Cortes desde la que la diputada ha querido adquirir protagonismo con sus camisetas. Pero también lo ha hecho en la calle y otras participaciones públicas, como en una visita a los estudios de la televisión pública autonómica valenciana, cuando lució su particular protesta en su pecho al grito mudo de «Canal 9 manipula». El vídeo colgado en YouTube tuvo más éxito de visitas que la propia entrevista en la televisión que -denuncia Oltra- trabaja siempre al servicio de la presidencia de la Generalitat y ofrece los enfoques informativos que dicta el PP.

El último episodio por «exceso de chorizos»

Lo sucedido hace dos días en el Parlamento valenciano es su última llamada de atención a la ciudadanía y que le ha reportado los titulares que buscaba. Oltra llega a las Cortes en torno a las 10.30 horas. Viste americana y camiseta negras, con palabras impresas en blanco, en las que se adivina un «chorizos», pero sin claridad. El presidente de Las Cortes la expulsa a las 13.53 horas. Acaba de llamar al orden tres veces a Oltra cuando la diputada, antes de subir al encerado, se despoja de la chaqueta que trae y que ocultaba nítidamente su leyenda ofensiva: «No nos falta dinero, nos sobran chorizos». No alude expresamente a nadie, como ella misma dice, pero deja entrever la situación de dificultades económicas que está atravesando el Gobierno de Alberto Fabra y omite la absolución del ausente de la Cámara Francisco Camps en el llamado «caso de los trajes».

Mónica Oltra, los dardos de «lady samarreta»
rober solsona
La diputada se despojó de su americana cuando iba al encerado este miércoles

Cotino manifestó que el reglamento recoge que no permitirá licencias estéticas que «atenten contra el decoro» de la sala y sus miembros. Ella apela a la libertad de expresión, aunque se expresa siempre recabando el objetivo de los fotógrafos. «No me da la gana vestir de Carolina Herrera -declaró en una entrevista al diario «Público» justo al finalizar el altercado-, como las diputadas del PP -añadió, transgrediendo así la libertad que tanto defiende-». También atenta contra otro derecho, el de la presunción de inocencia, al mantener en su blog -www.monicaoltra.blogspot.com- carteles de Camps donde aparece en la prisión levantina de Picassent y otras muestras de su artillería pesada.

A la salida este miércoles del Parlamento valenciano, bramó Oltra contra la expulsión de Cotino y dijo que no sabía si éste se había sentido aludido por lo del «dinero» o por lo de «chorizo». Otro canto a la libertad de expresión.

Cartel en el blog de la diputada Oltra Jarque

Lo curioso es que tras la expulsión de la diputada, la grada opositora abandona el hemiciclo valenciano y la «espantada» general impide que se aborde en la sala la propuesta de Esquerra Unida para la reprobación del expresidente de la Generalitat Camps por «haber lesionado gravemente las arcas públicas» con su contrato firmado con el patrón de la Fórmula 1, Bernie Ecclestone, para la celebración del Gran Premio de Europa en la ciudad del Turia. Paradojas de la vida, «lady samarreta»-azote de Camps evitó una nueva embestida pública contra el exmandatario con el enésimo de sus espectáculos que, eso sí, salen gratuitos.

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es España en...

Blogs

La vida es circular, pero no eterna

Puentes de Palabras
José Manuel Otero Lastres

La sedición pierde aire

EL BLOG
Federico Ysart

Hollande, Valls y la cruda realidad

TOCA ESPAÑAR
Manuel Erice

Quedan 6 meses para el referéndum

el Blog de Edurne
Edurne Uriarte

por tierra, mar y aire
Esteban Villarejo

Los independentistas, pillados en otra mentira

EL ESCRITORIO
Mariano Calleja
El Foco de Ángel Expósito
Últimos vídeos

Abc_Opinion_24_02_2017_sociedad_EMontanes

Sigue ABC.es en...

ABC Marca España
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.