Economía

Economía

Eurobonos: quién gana y quién pierde si se aprueban

Los mercados empiezan a dar por hecho que Alemania transigirá con la emisión de títulos de deuda conjuntos. España estaría entre los primeros beneficiados

Día 01/12/2011 - 18.55h
Eurobonos: quién gana y quién pierde si se aprueban
reuters
Una moneda de un euro al rojo vivo

Compartir

No, pero… La hasta ahora férrea negativa del Gobierno alemán a adoptar los ya célebres eurobonos empieza agrietarse. O al menos eso parece ser lo que empiezan a pensar los mercados. Ayer, el diario «Die Welt» informaba de un supuesto proyecto para una emisión de títulos de deuda conjuntos de los países de la zona euro que todavía conservan la calificación de triple A (Alemania, Francia, Finlandia, Holanda, Luxemburgo y Austria) y, pese al desmentido posterior de Berlín, las bolsas celebraron con ganancias la sospecha de que en la locomotora europea se cocina una solución, sea la que sea.

Eurobonos sí, eurobonos no. Esta es la disyuntiva en la que muchos cifran la única posibilidad de resolver la acuciante crisis del euro. Incluso desde la Comisión Europea, con José Manuel Durao Barroso al frente, se han lanzado propuestas para la emisión de estos títulos de deuda conjuntos, medida que contribuiría a incrementar eso que ahora falta en los mercados y que es capital en el funcionamiento económico, la confianza.

Persistente negativa

La canciller alemana, Angela Merkel, siempre se ha opuesto a la idea, pero esta vez parece que es diferente. El fiasco en la colocación de 6.245 millones de euros en bonos de deuda germana la semana pasada parece que ha removido alguna conciencia en el estado mayor de las finanzas alemanas. La cuestión es que en esa propuesta de bono de élite, emitidos solos por los estados con un mayor músculo financiero, analistas como José Luis Martínez, estratega en España de Citigroup, ven el tan temido «euro a dos velocidades». Martínez dice que «ahora se están barajando muchas soluciones», pero entiende que esa en concreto no significa más que un euro de los fuertes.

Lo que parece claro es que los eurobonos serán una realidad. La cuestión es cuándo y cómo, pero los inversores ya los están dando por hechos. Marian Fernández, responsable de estrategia de Inversis Banco, explica que «uno de los motivos que se barajaron como causa para la falta de demanda en la última oferta de bonos alemanes fue el que los mercados estaban descontando que Alemania se tendrá que financiar a un mayor coste».

No son la panacea

Pero los eurobonos no son la panacea. Como recuerda Martínez, «lo que hace falta en el mercado es dinero y no se van a poder emitir eurobonos que cubran la cantidad de dinero que hace falta». Además, para este analista, lo que late en el fondo de la cuestión es un problema de falta de confianza y eso solo se resuelve con «una decisión política». Martínez se refiere a una eventual reforma de los tratados para mejorar la integración económica y la armonización fiscal de los socios del euro.

Sin duda, la implantación de los eurobonos no sería una solución instantánea ni definitiva, pero tendría consecuencias inmediatas. Marian Fernández lo explica: «Los primeros beneficiados serían los países que ahora están en una situación más endeble. En primer término España, Italia, y después Bélgica». Pero los más fuertes tendrían que afrontar consecuencias que, en gran medida, explican la hasta ahora inquebrantable negativa de Merkel. Según Fernández, «los intereses que paga Alemania tirarían al alza, pero, no obstante, es cierto que ahora se está beneficiando artificialmente de las dudas en torno a sus socios». Para Fernández, «los eurobonos terminarán llegando, pero no de manera inminente. Nosotros pensamos que primero llegará la reforma de los tratados». La última palabra parece que está en Berlín.

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es en...

Empresa
M. N. Las agencias revisan a la baja las perspectivas de las compañías
Economía
Calcula cómo te afectará la reforma
    Lo último...

    Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.