España

España

Rubalcaba eleva la presión sobre Zapatero para adelantar las elecciones

Moncloa reafirma en un comunicado oficial que la voluntad del Gobierno es «agotar la legislatura»

Día 19/07/2011
abc

Compartir

Difícil equilibrio el que tiene que mantener el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, para hacer valer su empeño de no adelantar las elecciones generales, previstas para marzo de 2012. Las presiones para que convoque elecciones cuanto antes se intensifican desde todos los frentes. Pero hay una que se eleva cada vez más, y es la que lidera el candidato socialista a la Presidencia del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, que, desde que fue designado oficialmente para suceder a Zapatero, apuesta por los meses de octubre o noviembre para llamar a los españoles a las urnas.

La gravedad de la situación económica juega a favor de Rubalcaba, ya que cada vez son más las voces que, desde el ámbito económico, reclaman un cambio de gobierno para intentar enderezar la situación. Junto al candidato se sitúan las bases del partido, que también reclaman elecciones ante el peligro de que el deterioro económico les pase una factura aún mayor que la que recibieron en las elecciones municipales y autonómicas. Zapatero se resiste y se aferra a su empeño de culminar las reformas pendientes y de cerrar los presupuestos para 2012.

«Incertidumbre»

Un día sí y otro también, responsables políticos del Gobierno y del PSOE tienen que salir a intentar frenar las peticiones de adelanto electoral, sobre todo cuando llegan desde la propia izquierda. Ayer lo tuvo que hacer la diputada y directora del comité electoral del PSOE, Elena Valenciano, para defender que la intención del Gobierno es «agotar la legislatura». La justificación de esta decisión es que convocar elecciones supondría «abrir un periodo de incertidumbre política» que no sería «la mejor contribución a la estabilidad financiera europea», informa Ep.

Valenciano aseguró que el PSOE coincide con Zapatero en que, antes de convocar elecciones hay que culminar las reformas, advirtiendo que los socialistas tienen «apoyos parlamentarios suficientes». Unas reformas que quieren completar a partir de septiembre, ya que consideran más importante «mantener el rumbo de la legislatura que interrumpirlo».

A pesar de esta insistencia en agotar la legislatura, la dirigente socialista deja una puerta abierta a la posibilidad de que Zapatero ceda a la presión y decida convocar elecciones para después del verano. De ahí, que reconozca que «nosotros estamos preparados siempre, como los boy scouts, pero trabajamos con un calendario hasta marzo».

Si Elena Valenciano hizo ayer de altavoz para lanzar el mensaje del partido, al ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui, le tocó apuntalar la posición del Gobierno ante el aumento de la presión para que convoque elecciones. A través de una nota de prensa colgada en la página web de la Moncloa, el ministro afirmó que «el Gobierno tiene la firme voluntad de agotar la legislatura» por tres razones fundamentales: porque «gobierna», porque «le quedan cosas importantes por hacer» y porque cuentan con «una estabilidad parlamentaria». El ministro advierte de que «en este momento no habría nada más inestable y perjudicial para la solvencia y la credibilidad de España que una convocatoria anticipada de elecciones».

Culminar las reformas

La argumentación de que el Ejecutiva está gobernando la explica afirmando que «está al cien por cien de rendimiento en la defensa de los intereses de España». Pone como ejempleo que ayer por la mañana el presidente mantuvo un encuentro con la ministra de Economía, Elena Salgado, y su equipo económico para preparar la cumbre europea extraordinaria del próximo jueves y los consejos de ministros».

En relación a las tareas pendientes que le quedan por hacer al Gobierno, alude a la conclusión del proceso de saneamiento financiero de las cajas de ahorro, la aprobación de más de 25 leyes que se están tramitando en el Congreso y la aprobación de los presupuestos para 2012, ratificando el compromiso de reducción del déficit del 4,4 por ciento del PIB. «La voluntad reformista —dice Jáuregui— es total e irrevocable».

Por último, y como argumento para justificar agotar la legislatura, el ministro apela a la estabilidad parlamentaria, «incluso después del 22 de mayo, como lo demuestran las leyes que estamos aprobando en el Congreso y en el Senado y como quedó acreditado en el debate del estado de la Nación». Una mayoría que, a juicio de Jáuregui, les permitirá aprobar los Presupuestos de 2012, «actualmente en avanzado estado de elaboración».

Junto a Elena Valenciano y Ramón Jáuregui, otras voces se levantaron para apuntillar la tesis de Zapatero. Una de ellas fue la del presidente del Senado, Javier Rojo, que pidió que se le diera «tiempo al tiempo» y que el adelanto electoral no es la solución de los problemas económico, como se ha visto en otros países. Dejó la decisión en manos del presidente: «No soy yo quien le diga cuándo lo tiene que hacer».

Desde el País Vasco, el lendakari Patxi López, no ha querido tomar una posición clara en este debate y se ha limitado a decir que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, convocará las elecciones generales «cuando crea que más le conviene a España».

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es España en...

Blogs

La vida es circular, pero no eterna

Puentes de Palabras
José Manuel Otero Lastres

La sedición pierde aire

EL BLOG
Federico Ysart

Hollande, Valls y la cruda realidad

TOCA ESPAÑAR
Manuel Erice

Quedan 6 meses para el referéndum

el Blog de Edurne
Edurne Uriarte

por tierra, mar y aire
Esteban Villarejo

Los independentistas, pillados en otra mentira

EL ESCRITORIO
Mariano Calleja
El Foco de Ángel Expósito
Últimos vídeos

Abc_Opinion_24_02_2017_sociedad_EMontanes

Sigue ABC.es en...

ABC Marca España
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.