Sociedad / educación

El gen de las malas notas

Día 03/04/2012 - 10.18h
Temas relacionados

Un estudio de la Universidad de Florida relaciona las bajas calificaciones con determinadas variantes en el gen de la dopamina

Septiembre es el mes de los exámenes de recuperación. La segunda oportunidad para aquellos que no superaron el curso en junio. Muchos de los afectados, como es habitual, habrán echado la culpa al profesor de su suspenso, pero ahora, además, tienen otra excusa que ponerle a los padres: los genes. Si el ADN del adolescente contiene una o más de tres variantes específicas del gen de la dopamina, el rendimiento académico puede verse afectado en alguna de las principales asignaturas (Inglés, matemáticas, ciencias o historia), según un estudio de la Universidad de Florida.
ernesto agudo

La investigación arroja nueva luz sobre los componentes genéticos del rendimiento académico en los adolescentes, y sobre la interacción de genes específicos y los factores ambientales tales como el comportamiento de compañeros o las condiciones de la escuela.

«Creemos que los genes dopaminérgicos afectan a la nota media escolar porque también se han ligado previamente a factores asociados al rendimiento académico, incluida la delincuencia adolescente, la memoria de trabajo, inteligencia y habilidades cognitivas, y trastorno de hiperactividad, entre otros», asegura el autor de la investigación, Kevin M. Beaver. «Por lo tanto, el efecto genético operaría de manera indirecta a través de estos otros correlatos en la nota media y el rendimiento escolar».

El estudio, publicado este mes en la revista «Intelligence», es el resultado de un análisis innovador en el ue se usaron datos de ADN y estilo de vida de un grupo representativo de 2.500 adolescentes de EE.UU. que fueron seguidos desde 1994 hasta 2008 en el Estudio Nacional Longitudinal de Salud Adolescente.

«Encontramos que a medida que el número de ciertas variantes del gen dopaminérgico aumentaban, disminuían las notas medias, y la diferencia fue estadísticamente significativa», afirma Beaver.

La influencia del entorno

Los investigadores también descubrieron una correlación entre las variantes de los genes de la dopamina que el estudiante posee y su nota media en las diferentes áreas temáticas. Por ejemplo, encontraron un efecto negativo en las calificaciones de Inglés para estudiantes con una sola variante de la dopamina en el gen conocido como DAT1, pero ningún efecto aparente sobre otras materias como Matemáticas, Historia o Ciencias.

Por el contrario, la presencia de una variante en el gen DRD2 se relacionó con un efecto marcadamente negativo en las calificaciones de las cuatro asignaturas. Mientras, los estudiantes con una sola variante en el gen DRD4 tenían calificaciones más bajas en Inglés y Matemáticas, pero no en Historia y Ciencia.

La investigación pone de manifiesto la interdependencia de los genes y entorno, lo que significa, según Beaver, que ciertos factores genéticos puede desencadenar determinados comportamientos en los jóvenes cuando se combinan con determinados factores ambientales.

En este sentido, los autores del estudio creen que la predisposición genética a las malas notas puede ser moderada si existe un entorno favorable en la escuela.

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es en...

ABC Salud

Averiguan cómo los hijos heredan la ansiedad de sus padres

La clave está en un circuito cerebral hiperactivado desde la infancia que potencia el riesgo genético

El tiempo...

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.