Cine

Cine

Diez años sin Vittorio Gassman

Italia recuerda a uno de sus actores predilectos, que combinó las tablas del teatro con la gran pantalla

Día 16/07/2010 - 11.25h
Cuando cumplió las bodas de oro en la escena, afirmó que «una vida no es suficiente». Diez años hace que dejó huérfanos los palcos de los teatros y los platós cinematográficos, y parece que a Italia tampoco le basta una vida para recordarlo.
ABC
Vittorio Gassman
ABC
Gassman y Hepburn en el cartel de «Guerra y paz»
ABC
Gassman, siempre con su sentido del humor
ABC
Vittorio Gassman junto con Gina Lollobrigida
ABC
Gassman recibiendo el Príncipe de Asturias en 1997
ABC
Vittorio Gassman
imagen anteriorimagen siguiente
Nacido en Génova hace 87 años (los que hubiese cumplido en septiembre), es a su madre a quien el mundo ha de agradecer que, aunque su verdadera pasión fuese la escritura, acabara ingresando en la Academia de Arte Dramático Silvio D'Amico. Sería el punto de partida de una prolífica carrera en la que alternó las tablas del escenario con la gran pantalla, donde pudimos verlo en más de cien producciones. Pero Gassman era, por encima de todo, un actor de teatro. Oscuro, misterioso y nocturno, como los personajes shakespearianos a los que encarnaba, y cuya voz, cálida, no se correspondía con su presencia, potente y firme. El Lawrence Olivier de Italia, le decían, por su talento innato para interpretar el teatro clásico desde su primer triunfo clamoroso con 21 años; o «Il Mattatore», como los italianos apodan a los actores que brillan por sí solos en el escenario. El director Mario Monicelli dijo de él que no existiría otro Vittorio Gassman, «porque era un actor irrepetible», y el crítico cinematográfico italiano Paolo D'Agostini resalta su versatilidad en el especial que la edición digital del diario «La Repubblica» ha dedicado al actor con motivo del aniversario.
Más allá de la frontera italiana, a Vittorio Gassman se le recuerda, lógicamente, por sus papeles en el cine: el sacrificado creyente de «Barrabás» con Anthony Queen (R. Fleischer, 1961), el canalla posesivo de la «Anna» interpretada por Silvana Mangano (A. Lattuada, 1951) o el ácido ciego de «Perfume de mujer» (D. Risi, 1974). Para muchos fue la imagen de la posguerra, y Hollywood le puso la etiqueta de «galán», que trasladó a su vida personal: se casó en cuatro ocasiones, siempre con compañeras de profesión. Nora Ricci, Shelley Winters, con quien cruzó el charco durante una temporada, Juliette Manyel y Diletta D'Andrea. De los cuatro hijos que tuvo, sólo el primero, Alessandro, es el que ha seguido con la carrera de actor.
Diez años después, Italia, el país que le vio nacer, homenajeará al actor proyectando en Venecia una de sus películas más simbólicas, «Perfume de mujer», y el Festival cultural de los «Due Mondi» en Spoleto hará una reposición de «Uomo y Mattatore», un documental dedicado a Gassman donde, mediante imágenes y declaraciones, se reconstruye un retrato del actor.
Cuando se sentía triste, Vittorio Gassman bromeaba organizando su despedida del escenario. Pero los actores nunca mueren, porque, diez años después, ahí quedan sus películas como documentos que nos siguen emocionando y que nos recuerdan su genialidad.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
N. PULIDO El Kunstmuseum de Basilea ha cerrado durante poco más de un año y, gracias a un acuerdo con España, ha cedido gratuitamente sus obras maestras al Reina y al Prado
Cortos más vistos FIBABC 2014
«Mi momento»
«Mi momento»

Sigue ABC.es en...

Buscador de eventos
Búsqueda sencilla
Lo bello
lo útil
Lo último...

Hoy en TV

Programación Televisión

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.