Publicado Actualizado domingo , 20-12-2009 a las 02:54:39
P. D. A.
MÁLAGA. El líder del PP, Mariano Rajoy, salió ayer en defensa de la fiesta de los toros al exigir «respeto para la historia, la cultura, la tradición y la libertad de todos los españoles», al tiempo que reclamó a los dirigentes políticos «que se ocupen de los problemas reales de los españoles y dejen de generar problemas donde no los hay», en referencia al debate en el Parlamento catalán, que se saldó con la toma en consideración de una Iniciativa Legislativa popular que quiere acabar con las corridas de toros en la Comunidad catalana.
Rajoy hizo estas declaraciones ante 1.500 personas durante un almuerzo-mitin en Málaga, donde el líder del PP andaluz, Javier Arenas recordó que presentarán en el Parlamento de Andalucía una Proposición no de Ley para defender los toros.
Además, Rajoy calificó de «sucesión de chapuzas» la gestión diplomática del «caso Haidar» y aseguró que serán los agricultores españoles «los que pagarán» las consecuencias del acuerdo alcanzado por Marruecos y la UE para que al reino alauí amplíe la comercialización de sus productos agrícolas. En este sentido, el líder de los populares anunció que pedirá la comparecencia de Rodríguez Zapatero para que explique la posición de España en el conflicto saharaui así como el envío de 511 soldados más a Afganistán.
Ramillete de tomates
Rajoy escenificó sus acusaciones mostrando un ramillete de tomates e insinuando que la repatriación de la activista saharaui ha sido posible tras alcanzar un acuerdo que a su entender perjudica gravemente a los agricultores.
«Ha sido una derrota total de nuestro país. Marruecos coloca sus tomates y hortalizas, Francia actúa de mediador y EE.UU. puede exigir más compromisos. Estamos recogiendo los frutos de una mala política exterior», aseguró. Además, acusó a Miguel Ángel Moratinos de mentir al negar inicialmente que las autoridades de Marruecos le avisaron del traslado a Canarias de la saharaui.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...