Valoración:
Actualizado Martes , 27-10-09 a las 20 : 08
La esperanza de vida en el mundo se incrementaría en un lustro si se eliminaran los cinco principales factores de riesgo para la salud, según un estudio publicado hoy por la Organización Mundial de la Salud (OMS).
La malnutrición infantil, el sexo no seguro, la falta de agua potable y saneamiento, el consumo del alcohol, y la tensión alta, son los cinco factores responsables de un cuarto de los 60 millones de fallecimientos que ocurren anualmente en el mundo. En general, los 10 factores de riesgo más importantes, reducen la esperanza de vida en 7 años, y en particular en África, en 10.

El informe describe una lista de 24 factores que afectan la salud de la población mundial, y que tienen origen ambiental, psicosocial y de comportamiento, como la polución, el tabaquismo y la nutrición, pero no aborda los riesgos producidos por enfermedades infecciosas o de resistencia bacteriológica.

Los datos con los que la OMS ha elaborado el análisis son del 2004. Según esta información, la tensión alta es responsable del 13 por ciento de las muertes, el uso del tabaco del 9 por ciento, la glucosa alta del 6 por ciento, la inactividad física de un 6 por ciento, y el sobrepeso y la obesidad del 5 por ciento. El texto deja claro la importancia de la combinación de factores en las enfermedades y en las muertes, y en la posibilidad de reducirlas si se controla uno de ellos. "Más de un tercio de las muertes infantiles se pueden atribuir a unos cuantos factores nutricionales como la falta de peso, una lactancia inadecuada y deficiencia de zinc", señaló citado en el informe Colin Mathers, coordinador de Mortalidad y Carga de Enfermedad de la OMS.

El sobrepeso, más peligroso que la malnutrición
De hecho, en los países de bajos ingresos, la falta de nutrientes provoca que 1 de cada 38 recién nacidos no alcancen los cinco años. Asimismo, según los cálculos de la agencia sanitaria de Naciones Unidas, los ambientes inseguros y contaminados son los responsables de un cuarto de las muertes de menores en el mundo.
Uno de los aspectos que destaca el texto es que, en general, el sobrepeso causa más muertes que la malnutrición. Otro de los ejemplos citados en el informe es el de los factores que contribuyen a provocar las enfermedades cardíacas -la principal causa de muerte en el mundo- que son el consumo de alcohol, alto contenido de glucosa en la sangre, consumo de tabaco, alta tensión, un elevado índice de masa corporal, alto colesterol, bajo ingesta de frutas y verduras e inactividad física.
El texto recuerda que a pesar de que estos factores se relacionan generalmente con países desarrollados, el 84 por ciento de los casos de enfermedades letales cardíacas ocurren en países de medios y bajos ingresos. "Entender la relativa importancia de los factores de riesgo ayuda a los gobiernos a entender qué políticas sanitarias deben aplicar", apuntilla Mathers.
Valoración:

Enviar a:

¿qué es esto?


Comentarios:
Más noticias sobre...
Facebook ABC.es