Las excavaciones en Numancia finalizan con el hallazgo de un gran aljibe
Sábado, 22-08-09
ICAL
Trabajos de excavación en la campaña de Numancia, concluida ayer
ABC
SORIA. La campaña de excavaciones en el yacimiento arqueológico de Numancia han permitido descubrir un gran aljibe o depósito, que recoge el agua de la calle, a través de una canalización de una tipología «muy diferente» a los conocidos hasta ahora en este espacio, «tanto por su dimensión que tiene unos 5 metros de diámetro, por su forma de cuña, así como por su construcción a base de dos paramentos de piedra, uno exterior de grandes piedras y otro interior de aparejo pequeño que refuerza y respalda al anterior», señaló el director de las excavaciones, Alfredo Jimeno, que este año se han centrado en la manzana XXIII del yacimiento.
Ampliar información
La campaña ha permitido al ampliar la información de la zona con el descubrimiento de unos 400 metros cuadrados más, que completan un total de 1.600 metros. Los datos recopilados a través de la investigación arqueológica posibilita conocer mejor la estructura urbanística de las ciudades superpuestas y sus diferencias entre ambas: una más antigua, siglos II-I a.C. y otra de época imperial romana (siglo I-II d.C.), informa Ical. Se recogieron muestras que permitirán concretar los aspectos cronológicos; así como restos para llevar a cabo análisis palinológicos, carpológicos, antracológicos y de contenidos de de los recipientes.
Estos trabajos diferencian, además, las características de los espacios domésticos de ambas ciudades. La inferior de época celtibérica tiene casas rectangulares, más pequeñas, compartimentadas tripartitamente, mientras que la ciudad superior, de época imperial romana, es de casas más complejas y están organizadas en torno a patios abiertos usados comunalmente. En la manzana se diferenciaron establos, basureros, talleres metalúrgicos de bronce y hierro, tiendas, patios, corrales y espacios domésticos.
Además, la excavación facilitó el hallazgo de un numeroso lote de cerámicas celtibéricas y romanas, así como útiles de hierro y elementos de adorno en bronce, destacando una fíbula de caballito, atribuida al taller que, se piensa, existió en Numancia de este tipo de piezas.
La excavación de esta manzana aporta y completa una importante información para una mejor comprensión de Numancia, que es a su vez el yacimiento que más información ha proporcionado al conocimiento del mundo celtibérico, tanto por ser el más extensamente excavada, como por la información de sus materiales, tanto cerámicos como metálicos, hallados en la ciudad y en su necrópolis.
Esta actividad se enmarca en el Plan Director de Numancia, que impulsa la Junta de Castilla y León por medio de un convenio firmado con la Universidad Complutense. La campaña contó con una financiación por parte del Gobierno regional de 80.861 euros, en el marco del convenio firmado en octubre de 2006 con la Universidad Complutense.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...
Facebook ABC.es