Lunes, 20-04-09
JOSE LUIS JIMÉNEZ
SANTIAGO. El secreto más celosamente guardado por Alberto Núñez Feijóo finalmente se hizo público. El nuevo gobierno de la Xunta de Galicia tendrá en esta legislatura un perfil más técnico, con más gestores que políticos con carné, que rebaja de trece a diez sus departamentos y en el que habrá seis hombres y cuatro mujeres. Además, destaca la presencia de dos independientes, que se situarán al frente de áreas clave como Hacienda y Medio Rural.
Entre los otros ocho conselleiros, tan sólo Alfonso Rueda ocupa un cargo relevante en el PPdeG -secretario xeral-, mientras que los restantes integrantes del Ejecutivo tienen una larga experiencia en el terreno profesional público y privado, independientemente de su proximidad o pertenencia al partido. Cuatro de los conselleiros son diputados autonómicos y otros dos lo son en el Congreso, y habrán de renunciar a sus actas para formar parte del gobierno.
Tal y como ya había anunciado, Feijóo suprime la Vicepresidencia de Igualdad y Bienestar y las consellerías de Vivienda, Medio Ambiente e Industria, y desgaja Hacienda de Economía. Las competencias de Vivienda y Medio Ambiente las asumirá un macrodepartamento de Infraestructuras y Territorio, que estará dirigido por Agustín Hernández. A Núñez Feijóo no le ha temblado la mano para designar al diputado pontevedrés, a pesar de que en las últimas semanas se vio envuelto en una polémica sobre una posible falta de incompatibilidades, que llevó a la Xunta en funciones a abrirle un expediente informativo.
Dos independientes
Samuel Juárez llega a Medio Rural procedente del Ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino, donde ejercía de asesor del gabinete del Secretario de Estado de Medio Rural. Este perfil independiente habrá de afrontar la crisis que atraviesan los sectores agrícola y ganadero, que precisamente se manifestaron el sábado en Madrid contra las políticas de la ministra Elena Espinosa.
Desde Hacienda, Marta Fernández Currás será la elegida por Feijóo para abordar la situación presupuestaria de la Xunta. Suya será la responsabilidad del reajuste en las cuentas públicas anunciado por el presidente gallego, en un departamento que se desvincula de Economía por primera vez.
Núñez Feijóo fusiona Economía e Industria en una sóla área que marque las políticas económicas de su Ejecutivo. Su titular será Javier Guerra, un empresario de éxito que asume un cargo sobre el que pivotará la recuperación de Galicia de la actual crisis. Su nombre comenzó a sonar en los últimos días, no así como los de Pilar Farjas y Rosa Quintana para Sanidad y la novedosa Consellería del Mar, respectivamente, que figuraban en todas las quinielas de posibles candidatos.
Cultura recuperará la política turística, que en la anterior legislatura dependía de Industria. Roberto Varela -«un gallego en Nueva York», según el propio Feijóo»- será su titular, con la asignatura de la organización y gestión del Xacobeo 2010 por delante. En el Año Santo ha fijado el flamante presidente gallego un asidero para salir de la crisis.
Los dos nombres con más vinculación al partido han sido las sorpresas del lote. Por un lado, la diputada Beatriz Mato, una de las más estrechas colaboradoras del presidente provincial Carlos Negreira, da el salto a la Consellería de Traballo. Y por otro, Jesús Vázquez, hombre de Baltar y que completa la cuota ourensana, para Educación. Hoy prometerán sus cargos en el Pazo de Raxoi y mantendrán su primera reunión oficial como gabinete.

Enviar a:

¿qué es esto?