Actualizado Domingo, 01-03-09 a las 23:40
El fiscal general israelí, Menachem Mazuz, informó hoy al primer ministro, Ehud Olmert, de que se plantea presentar cargos penales contra él por los supuestos cobros de dinero procedente del empresario judío estadounidense Morris Talansky.
Olmert tendrá una última oportunidad de testificar voluntariamente antes de que la Fiscalía tome la decisión final. "El fiscal general ha informado al primer ministro, Ehud Olmert, que está planteándose presentar cargos penales por la presunta comisión de varios delitos en relacionados con el 'escándalo Talansky'", indicó el Ministerio de Justicia en un comunicado recogido por el diario israelí 'Haaretz'.
A finales del pasado mes de noviembre, Mazuz notificó a Olmert que estaba planteándose imputarle en un caso diferente conocido como el escándalo de las "facturas dobles". Está prevista una nueva reunión de los abogados de Olmert con Mazuz para el próximo 19 de abril.
Un portavoz del Ministerio de Justicia, Moshe Cohen, indicó que ahora se estudia si habrá múltiples cargos en un solo juicio o si Olmert será imputado en más de una causa.
Si Mazuz presenta finalmente los cargos, Olmert se convertirá en el primer ministro de la historia de Israel que sea acusado formalmente de un delito. Olmert ha negado que haya cometido delito alguno y hoy mismo su portavoz, Amir Dan, aseguró que cualquier cargo que sea presentado será infundado.
Independientemente de si Olmert es acusado o no, acabará dejando el cargo de primer ministro, ya dimitió oficialmente en septiembre del año pasado.

Enviar a:

¿qué es esto?