De confirmarse que la muerte fue producida a manos de su marido, el asesinato elevaría a 42 el número de víctimas de la violencia machista en lo que va de año
Muere apuñalada una mujer de 53 años en su domicilio de Madrid
Pilar Rodríguez, portavoz de Emergencias del 112, atiende a los medios en el lugar del suceso, en la calle Covarrubias, en el distrito madrileño de Chamberí. /EFE
Actualizado Domingo, 31-08-08 a las 20:21
Una mujer de 53 años ha fallecido apuñalada esta madrugada en Madrid presuntemente a manos de su marido, que ha sido detenido. El suceso ha tenido lugar en el domicilio familiar que la pareja tenía en la calle Covarrubias del distrito madrileño de Chamberí.
El marido de la víctima, un hombre también de nacionalidad española y 55 años, ha sido detenido por la Policía y puesto a disposición judicial como presunto autor del apuñalamiento. El detenido, quien no presenta antecedentes penales ni había sido denunciado por su pareja, fue quien avisó del suceso a través del teléfono 091. Hasta el lugar de los hechos se desplazó la Policía Nacional y una UVI del SUMMA, que hallaron a la mujer con heridas causadas por arma blanca. Los servicios sanitarios no han podido hacer nada por salvar su vida.
De confirmarse que la muerte fue producida a manos de su marido, este asesinato elevaría a 42 el número de víctimas de la violencia machista en lo que va de año, y a ocho la cifra de fallecidas por esta causa en la Comunidad de Madrid, lo que supone un 19% del total de los casos registrados en 2008.
Los vecinos, consternados
Los vecinos de la pareja se han mostrado "consternados" y "sorprendidos" por la noticia. Así lo ha señalado una de las vecinas del inmueble donde el matrimonio residía "desde hace años". "El era muy amable y agradable y ella era majísima. Nadie esperaba algo así", ha destacado.
Según el testimonio de esta vecina, la pareja tiene tres hijos: un chico que ya no vive con ellos y dos mellizas de 19 años. "Me enteré de lo que estaba pasando porque una de las mellizas bajaba llorando del piso, después llegó el Samur y la Policía, y, desde ese momento, no dejó de entrar y salir gente del portal en toda la madrugada", ha explicado la mujer.
Asimismo, la vecina ha señalado que los vecinos no habían oído nunca discutir a la pareja. "Es una casa muy silenciosa y si hubiera habido gritos o peleas lo hubiéramos oído", ha explicado.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...